Temperaturas al alza

922

Un aumento en la temperatura de hasta 4.5 grados centígrados podría presentarse en las próximas décadas en el estado de Jalisco, de seguir con la tendencia ascendente que se ha mantenido desde los años cincuenta, de acuerdo a Hermes Ulises Ramírez Sánchez, director del Instituto de Astronomía y Meteorología (IAM) de la Universidad de Guadalajara.

Durante su conferencia “Cambios observados y futuros de las temperaturas extremas en el estado de Jalisco”, el investigador habló sobre las proyecciones hechas para Jalisco, a partir de estudios realizados a nivel global.

“A través de diversos modelos matemáticos podemos evaluar cuáles serían las posibles temperaturas a esas fechas. Se hacen proyecciones a nivel global, y nosotros trabajamos a nivel local”.

Explicó que en las últimas cinco décadas, en la entidad se ha presentado un aumento de hasta 1.2 grados centígrados, dependiendo de la región. Las zonas costeras, los Altos y la zona Norte son las más vulnerables a este cambio climático.

“Nosotros recuperamos toda la información de las estaciones meteorológicas que hay en la Comisión Nacional del Agua, y arrojaron esos datos”.

Entre las causas de este calentamiento, Ramírez Sánchez se refirió sobre todo al aumento de los gases invernadero, producidos por el uso del automóvil y la industria, así como a la deforestación.

El especialista advirtió que los efectos negativos de este aumento en la temperatura se presentarían en cada aspecto de nuestra vida diaria, sobre todo en cuanto al abastecimiento de agua y alimentos.

“Podrá haber presencia de enfermedades, cambios en los patrones de comercio, turismo, el sector agrícola, agropecuario. Esto afectaría todas las actividades productivas del país. En Jalisco, por ejemplo, en la zona de los Altos, que tiene una actividad económica importante, al igual que la zona costera con el turismo”.

Dijo que las medidas que los distintos gobiernos han tomado para frenar este fenómeno han sido insuficientes y que debe ser aplicada una estrategia integral.

“Se tiene que trabajar muy duro. Primero en saber cuáles son los posibles escenarios de vulnerabilidad, para tener mayor certeza, y enseguida ver qué medidas inmediatas podemos tomar para tratar de adaptarnos a esas nuevas condiciones”.

Añadió que es importante seguir haciendo investigación sobre este fenómeno, ya que con mayor información sobre el cambio climático, la gente podrá reflexionar sobre este problema.

“Los investigadores tendremos que crear evidencia. Hay mucho que hacer en investigación sobre el cambio climático en nuestro país. Todo mundo habla del mismo, pero faltan las evidencias”.

Artículo anteriorLiteratura sonora
Artículo siguienteExamen Ceneval como opción de titulación