Sobreoferta de vivienda en Vallarta

    782

    El plan de desarrollo urbano de Puerto Vallarta favorece el aumento de construcciones para vivienda, sin considerar el daño ecológico y el cambio en el uso de suelo que el crecimiento de la ciudad conlleva.
    El coordinador de la carrera de arquitectura, del Centro Universitario de la Costa, Jorge Chavoya Gama, dijó que mediante este documento, las autoridades municipales benefician a las empresas inmobiliarias.
    En los últimos tres años, han urbanizado 600 hectáreas de suelo con 35 mil viviendas de interés social, lo que ha propiciado una sobreoferta, es decir, hay más casas en venta que las necesitadas por la ciudad.
    Muchos de los 15 nuevos fraccionamientos autorizados durante la pasada administración municipal no incluyen espacios abiertos ni áreas verdes.
    “La concentración de un elevado número de población y de construcciones trae consigo más vehículos, dificultades de movilidad urbana y contaminación, algo que a la larga se traduce en problemas de salud y escasa calidad de vida para quienes habitan o habitarán ahí”.
    Esto podría derivar también en vandalismo o drogadicción, sobre todo “si tomamos en cuenta que dichas colonias están enclavadas en una zona marginada”.
    El crecimiento de la ciudad está orientado hacia la zona del Pitillal, Ixtapa y Las palmas, cerca de la montaña, predios que anteriormente eran destinados a la producción agrícola y que hoy son invadidos por edificios con diferentes giros.
    Cerca del CUCosta, por ejemplo, la vocación de los terrenos está enfocada a diferentes actividades: la industria, las casas habitación, giros comerciales y agrícolas y hasta una gasera, lo que pone en peligro la vida de las personas.
    En poco espacio acumulan múltiples edificaciones, mientras que hay 15 mil lotes valdíos en toda la ciudad. Lo anterior evidencia que no existen proyectos de planificación sustentada ni ordenada, recalcó el académico.
    Urbanizan áreas ecológicas
    Chavoya Gama, presidente del Colegio de arquitectos de Puerto Vallarta, coordinó el trabajo de análisis que ocho académicos del CUCosta hicieron al proyecto de actualización del plan de desarrollo de Vallarta, a fin de evaluarlo y realizar propuestas de mejoramiento a las autoridades municipales.
    Los universitarios concluyeron que de ser aplicado como está, el proyecto de crecimiento urbano pondría en peligro los ecosistemas que rodean la ciudad, pues no existe un diagnóstico sólido de los elementos ambientales.
    De acuerdo con las conclusiones entregadas en enero a las autoridades municipales, el plan no considera establecer áreas de amortiguamiento entre la mancha urbana y la fragmentación del ecosistema; por el contrario, algunas áreas importantes para la conservación ambiental son destinadas al uso habitacional y de infraestructura urbana, incluso sobre montañas y cauces de agua.
    Por ejemplo, a lo largo del arroyo El nogalito, pretenden construir casas, “propiciando con esto la urbanización progresiva de la montaña, lo que pondría en riesgo el equilibrio ecológico de la zona, por la deforestación y contaminación del agua”, indica el texto entregado al ayuntamiento vallartense.
    Los académicos del CUCosta esperan una segunda reunión con los representantes municipales, a fin de conocer si sus propuestas serán incluidas en el proyecto de actualización que será discutido y aprobado por el cabildo vallartense.

    Artículo anteriorInvestigadores en diseño interactivo virtual del CUCEA
    Artículo siguienteEl virus sexenal