Medalla al gusto de servir

    1017

    El Hospital Civil “Juan I. Menchaca” (HCJIM) lo ha dejado ser y crecer. “Uno ha nacido y crecido aquí”, dijo el médico especialista adscrito al Servicio de genética de la División de pediatría del mencionado nosocomio, Román Corona Rivera, quien fue reconocido por el mérito académico durante el VIII Congreso de avances en medicina hospitales civiles 2006, por lo que se siente agradecido y orgulloso de su centro de trabajo.
    El galeno señaló que la clave radica en conjuntar el trabajo académico, asistencial y de investigación, pero también en “hacer bien la labor diaria y un poco más”, como le decía su hermano mayor, Enrique Corona Rivera, quien —dicho sea de paso— le entregó 42 años de trabajo a la Universidad de Guadalajara.
    “A mí me parece que es un camino fructífero, porque en lo asistencial tengo el gusto de servir, además del gusto de que lo que aprendí le sirve a otros y, por si fuera poco, de eso surge conocimiento… todo va en el mismo boleto”.
    El genetista–pediatra ha acumulado 17 años de trabajo para la UdeG en el laboratorio de genética humana “Enrique Corona Rivera”, del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS), donde también imparte clases, y otros 11 años en el Hospital “Juan I. Menchaca”, en el área de Pediatría. Ambos posgrados (pediatría y genética) los estudió en esta casa de estudios. No obstante, y con modestia, dijo ser este el primer reconocimiento que recibe por su trabajo.
    Esta combinación de especialidades, además de su faceta de investigador, le permiten, producir conocimientos. Es así que entre sus investigaciones destaca una línea de genética y morfología sobre la descripción, estudio y delineación del síndrome Polioniquia y defectos postaxiales.
    Además, el especialista ha publicado artículos en revistas especializadas y colaborado con capítulos completos en libros, tanto de corte comercial como de la editorial universitaria. Además de impartir el curso de genética en el CUCS y tener a su cargo a los residentes de pediatría, da clases en otras instituciones y con frecuencia participa en congresos.
    Con el reconocimiento al mérito docente que le otorgó el HCJIM, Corona Rivera dijo que con ello “crece el hospital y crece la Universidad”.
    El también miembro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) añadió que durante la octava edición del Congreso avances en medicina, también obtuvo el segundo lugar en investigación dentro del concurso de cartel, que en esta ocasión reu-nió 133 trabajos libres.
    Integrante de la Asociación Mexicana de Genética Humana, destacó que su labor le apasiona, ya que si bien el eje de su trabajo está en el Servicio de genética de la División de pediatría del HCJIM, lo que estudia en el laboratorio de genética humana del CUCS, lo aplica ahí.

    Artículo anteriorAcuerdo No. 03/2006
    Artículo siguienteSí a los transgénicos