UdeG regresará a clases semipresenciales el próximo 1 de junio

Se dará prioridad a clases prácticas y la regularización académica de los estudiantes con rezago, de los de primer ingreso y último semestre

10451
Foto: Fernanda Velázquez

Los más de 138 mil estudiantes de centros universitarios y preparatorias de la Universidad de Guadalajara regresarán a clases semipresenciales el próximo 1 de junio para concluir el ciclo escolar 2021-A, en el que se dará prioridad a la regularización académica de los estudiantes con rezago, de los de primer ingreso y último semestre, en una prueba piloto para el próximo calendario escolar, anunció este jueves el Rector General de esta Casa de Estudio, Ricardo Villanueva Lomelí.

“Podemos hablar de que más de 90 por ciento de nuestra comunidad está inmunizada, lo que nos permite pensar en un retorno total de actividades para los trabajadores de la Universidad y en un retorno escalonado de nuestros estudiantes. La idea es retornar el 1 de junio a nuestras jornadas laborales”, dio a conocer en conferencia de prensa.

Villanueva Lomelí recordó que la vacunación de profesores y la baja en el número de contagios en las últimas semanas son la base con la que el Consejo de Rectores decidió dar luz verde al regreso a clases de manera escalonada y con protocolos sanitarios para concluir el presente semestre.

Señaló que este retorno es el inicio de una estrategia para que los estudiantes vuelvan a las aulas gradualmente para favorecer la socialización, la salud mental y el contacto directo con sus profesores, aunque no descartó que si hubiera algún repunte considerable de casos se deba volver a las clases virtuales.

Adelantó que el 10 de agosto será el inicio del ciclo escolar 2021-B, en el que los alumnos volverán de manera presencial a clases con estrategias definidas desde ahora, pero que serán afinadas durante el verano.

A partir del 1 de junio habrá poco más de cuatro semanas de actividades académicas, pero no recreativas. Para centros universitarios el fin de cursos será el 15 de julio, mientras que para bachillerato será el 2 de julio. El examen de admisión a licenciatura y preparatoria está programado para el 19 de junio. Las vacaciones de verano serán del 16 de julio al 9 de agosto.

Foto: Iván Lara González

El Coordinador General Académico y de Innovación de la UdeG, Carlos Iván Moreno Arellano, explicó que la vuelta a clases para el fin de semestre será el punto de partida para afinar la siguiente fase que iniciará el 10 de agosto con la nueva normalidad en las aulas, en la que se favorecerá la presencialidad sin dejar de lado las estrategias de aprendizaje desde lo virtual.

Enfatizó que para el 1 de junio el regreso será voluntario, flexible y adaptable en el que cada plantel y centro universitario ofrecerán alternativas para asegurar la continuidad académica de los estudiantes, además de implementar los protocolos sanitarios y mesas educativas en conjunto con la Sala de Situación en Salud para responder a un posible brote o contagio entre los alumnos.

“En aquellos casos excepcionales de trabajo o salud en que el estudiante no pueda regresar se buscarán alternativas para que no pierda estos aprendizajes. No así en agosto, en el que tendremos que dar ese paso para el regreso con criterios de flexibilidad, empatía y con el modelo híbrido de aprendizaje que definiremos más adelante”, expresó.

Recalcó que la prioridad es que los alumnos regresen a las clases que requieran prácticas de laboratorios, clínicas o experimentales, y se dé atención a aquellos jóvenes que presentan algún rezago en el aprendizaje debido a la pandemia o a aquellos que no han acudido nunca a su lugar de estudios. Las clases teóricas permanecerán en la modalidad virtual, aunque también se favorecerá al menos una clase presencial de cierre para dar asesorías o trabajo en equipo.

El aforo del plantel no podrá exceder a 50 por ciento de la capacidad total y no habrá actividades recreativas en gimnasios, albercas, canchas y áreas comunes.

Además:

  • se planeará que los alumnos que asistan tengan horarios escalonados para no saturar el transporte público;
  • se respetará la sana distancia;
  • habrá sanitización de espacios entre turnos y
  • se harán adecuaciones en la infraestructura para que haya una mayor ventilación en espacios cerrados.

Para el calendario que inicia el 10 de agosto la UdeG ha previsto un modelo híbrido, flexible e incluyente  que contempla la modalidad presencial, en línea y mixto, en el que se recomiendan cátedras de no más de 90 minutos, además de mantener de manera sincrónica sesiones mediante las diversas plataformas y favorecer el que el alumno se involucre en su propio aprendizaje mediante la tecnología, indicó Moreno Arellano.

El Rector del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS), Francisco Muñoz Valle, recordó que esta es la segunda fase de la estrategia de regreso a clases que la UdeG trazó desde agosto de 2020, en la que se busca generar la interacción entre los alumnos y afinar la dinámica y los protocolos sanitarios para la tercera fase que inicia el 10 de agosto.

Adelantó que en cada centro y plantel habrá comités auxiliares en salud que estarán en contacto permanente con la Sala de Situación en Salud para supervisar los protocolos y difundirlos entre los estudiantes y trabajadores, además de que habrá filtros sanitarios para identificar a personas con síntomas y un sistema centinela de aplicación de pruebas para detectar casos activos entre la población universitaria.

También se elaboraron guías de cuidado y prevención antes, durante y después de clases que serán puestas a disposición de los estudiantes y que podrán ser descargadas de la página www.gaceta.udg.mx/cuidate.

La Coordinadora General de Comunicación Social, Laura Morales Estrada, dio a conocer que desde el año pasado se trabaja en la señalética institucional para reforzar las acciones de prevención que se deben de tener dentro y fuera de los planteles universitarios, donde se colocarán estaciones móviles para el lavado de manos en caso de escasez de agua, medidores de temperatura y dispensadores de gel alcoholizado.

Los universitarios señalaron que el regreso a clases no representa el fin de la pandemia, por lo que se deberán de seguir estrategias y protocolos sanitarios en cada centro y plantel universitario que deberán ser respetados con puntualidad, responsabilidad y respeto a los demás.

Pidieron a los estudiantes que estén en contacto con su plantel o coordinador de carrera en los próximos días mediante el correo o las redes sociales para que sepan en qué materias y horarios deberán tomar clases presenciales.

A quienes residen fuera del lugar donde toman clases no es necesario que regresen el 1 de junio, sino que lo planeen hasta antes del 10 de agosto, para evitarles gastos innecesarios.