“Sound healing 1:11”, la música que sana de Draco Rosa

En FIM GDL 2022, el músico de origen puertorriqueño presentó un álbum creado durante la pandemia

158
Fotografía: Gustavo Alfonzo

Una hora y 11 minutos dura el viaje sonoro por el que Robi Draco Rosa lleva a quien busca un momento de conexión con uno mismo y, de paso, meditar y sanar.

Esto, en su álbum Sound healing 1:11, integrado por once temas que exploran en la solución que por años el músico ha buscado a los temas de achaques físicos y duras emociones que ha vivido a lo largo de su carrera.

Sobre dicha producción habló el propio músico este jueves, en la Sala 2 del Conjunto Santander de Artes Escénicas (CSAE), durante la Feria Internacional de la Música Guadalajara (FIM GDL) 2022.

“Ha sido un proceso bien bonito. Llega toda la pandemia y tengo todos estos juguetes (instrumentos musicales), y estando en temas de meditación y encerrado es como nace Sound healing 1:11. Nos fuimos por ese rumbo”, compartió el también productor y multi-instrumentista.

Fotografía: Gustavo Alfonzo

Se trata de una producción que incita a la meditación, donde se involucran paisajes sonoros de espacios naturales de San Juan, Puerto Rico. La música se grabó con instrumentos en una frecuencia de 432 hertz, en vez de la convencional de 440 hertz, que puede ser benéfica para el cuerpo y la mente, según la musicoterapia.

La música era el único refugio; pero ahí dentro estaba el peligro de empeorar la situación, porque hay ciertas frecuencias que son dañinas, que te pueden poner tenso; es como el alcohol, que te puede dar una noche romántica…”, compartió Draco Rosa.

Durante esta charla, en compañía del comunicador Carlos Chirino, se remontó a algunos momentos oscuros de su vida, como la difícil salida de la agrupación Menudo, o su batalla contra el cáncer linfoma no-Hodgkin que superó en 2018.

“Estaba en el hospital, me trajeron un teclado, guitarra y libros; uno sólo quiere sobrevivir, y yo decía ‘no quiero dormir porque puedo morir’ (entonces se dedicaba a hacer música)”.

Fotografía: Gustavo Alfonzo

El periodo de creación involucró desde su estancia en el hospital y la pandemia del COVID-19 cuando surgieron los temas que integran el álbum. “El proceso ha sido bonito, es hermoso estar abierto y fluido con la vida”.

“Yo soy receptivo como mucho –abundó–. Me gusta buscar una solución. Fui aprendiendo a confiar en el universo. Me encontré alineado con el universo cuando llegaron estos instrumentos”.

Sound healing 1:11 se puede escuchar en todas las plataformas de música y es perfecto para realizar sesiones de hatha yoga, relajarse y meditar.

Draco Rosa compartió que el próximo año saldrá un nuevo material y habrá una gira internacional. Ahora él se encuentra en proceso de composición con el mismo tema de hacer terapia mediante la música.

Artículo anteriorUn centenar escritores dialogarán con jóvenes en FIL
Artículo siguienteCynthia Contreras entre el poder y el hacer de los jóvenes