Sinfonía en blanco

63

Muchas cosas pasaron en la vida de dos hermanas desde el momento infame en que la infancia les fue arrebatada. Realidades furtivas, a veces coloreadas como un día de verano, otras frágiles como un pájaro en la lluvia. Clarice simplemente desea olvidar, pero no, el dolor está impregnado en su piel y seguirá ahí hasta el fin, y para María Inés el fuego arde voraz en sus ojos.
Sinfonía en blanco refiere: “En ocasiones el vértigo del otro es demasiado grande y la única manera de mitigarlo es a través del amor”.