Rumbo a la Universiada 2009

797

La satisfacción del triunfo y el aprendizaje de las derrotas, son la adrenalina de un deportista que por iniciativa propia (o herencia), hacen de esta actividad una forma de vida.
Con cerca de 10 años en el atletismo, Violeta Gómez Mayoral, lleva la disciplina de la cabeza a los pies, así como “las ganas” en lo que realiza. No es para menos, debe entrenar de lunes a domingo, dos veces al día. Esto lo conjuga con sus estudios en la licenciatura en derecho de la Universidad de Guadalajara.
De complexión delgada y de baja estatura, la campeona nacional universitaria de los mil 500 metros en 2008, tiene una alimentación vigilada y controlada por un nutriólogo. Aunque “come de todo”, lo hace de forma moderada.
Antes de realizar el juramento deportivo en la inauguración de la Universiada estatal (el pasado 12 de febrero en el Coliseo Olímpico de la UdeG), expresó que el atletismo es altamente competitivo y requiere de resistencia. Hasta el momento ha participado en pruebas en 10 mil metros y medio maratón.
Iniciada en esta disciplina por inspiración de su hermano, está convencida de que el deporte es benéfico para su salud y lo desarrolla como persona. Tan es así que espera acudir al campeonato mundial universitario a mediados de este año.
Gómez Mayoral y aproximadamente mil 500 alumnos provenientes de 15 instituciones de educación superior en Jalisco, competirán por un boleto en 17 disciplinas, cuya meta final será la justa nacional más importante del deporte estudiantil.
Para este año, regresó el acto protocolario de inauguración oficial de la Universiada estatal. “Normalmente las instituciones de educación superior les ha dado por hacer los juegos sin este acto. Se hizo la propuesta entre (los representantes de) todas las instituciones educativas del estado y fue aceptado, explica Antonio Ríos Montes, jefe de la Unidad de Alto Rendimiento de la UdeG.
La judoka universitaria Lenia Ruvalcaba, ganadora de la medalla de plata en los Juegos Paralímpicos de Beijing, fue la encargada de portar el fuego, dar una vuelta por la duela del Coliseo Olímpico, y encender el pebetero.

UdeG compite con 320 atletas
Para la fase estatal, la máxima casa de estudios en Jalisco compite con 320 atletas. La UdeG ha participado en todas las ediciones, y siempre se ha constituido como la institución que aporta un mayor número de atletas, indica el coordinador de Cultura Física, de la UdeG, Enrique Zúñiga Chávez.
Además, con relación a los últimos cinco años, el número de asistentes de esta casa de estudios ha ido en aumento, entre otras razones a que participan en todas las disciplinas deportivas, añade Antonio Ríos Montes, jefe de la Unidad de Alto Rendimiento de la UdeG.
Otro aspecto es que para esta edición estatal presenta mayor número de instituciones participantes en los años recientes, de acuerdo con el delegado estatal del Consejo Nacional del Deporte para la Educación Superior (Condde) Antonio Mendoza, quien es director de deportes de la UNIVA.
Son ocho instituciones privadas y siete públicas. Las universidades Autónoma de Guadalajara, Cuauhtémoc, Marista, Panamericana, del Valle de Atemajac, del Valle de México, UVM (campus Sur), la de Guadalajara. Los institutos tecnológicos de Estudios Superiores de Monterrey, Zapopan y Ciudad Guzmán. El Centro de Enseñanza Técnica Industrial, las escuelas Superior de Atletas del Code Jalisco, la Normal Rural de Atequiza, así como la Superior de Educación Física.
Califican los dos mejores de cada disciplina y a inicios de marzo quedará definida la selección estatal que participará en el certamen regional, en el que “las expectativas son altas, pues hay algunos deportes, tanto en conjunto como individuales (como el atletismo), en los que las universidades estatales son muy fuertes”. Por parte de la UdeG, se espera que el 80 por ciento de los atletas califiquen a la fase regional.

La preparación
Enrique Zúñiga comenta que este es el último tramo de preparación física para los deportistas universitarios. “La Universiada estatal es un parámetro para conocer el nivel que tenemos. Aunque no se puede experimentar mucho, se supone que estamos a un 80 u 85 por ciento, para que en el regional lleguemos al máximo de preparación”.
Al respecto, Ríos Montes destaca que la UdeG tiene una gran riqueza en cuanto a deportistas. “La UdeG sigue siendo la universidad a vencer, aunque es posible hacer más”.
Según los encargados del deporte universitario, los deportistas están “bien físicamente”. Luego de la Universiada Nacional pasada, en el siguiente calendario escolar inició su preparación. En el caso de los seleccionados no suspendieron su quehacer.
Para competir en esta fase estatal, la Universidad, cuenta con 35 entrenadores, más asistentes, los cuales tienen su calendario anual de preparación y certámenes.
El entrenador de beisbol, Jesús ílvarez, asegura que ya están listos para jugar el 24 de febrero contra el Tecnológico de Ciudad Guzmán y 26 contra los tecos.
Cabe señalar, que el equipo de beisbol de la UdeG, es de los que siempre califica a la Universiada nacional. Aunque, de acuerdo con el coach, el nivel de competencia en el ámbito nacional es fuerte y que los principales rivales son las universidades privadas. En parte, esto se debe a que brindan apoyos o becas, por lo que hay fugas de atletas.
A pesar de esto, apunta que no han parado de trabajar para obtener mejores resultados. “A veces afloja un poco por que tenemos chavos de Lagos de Moreno y Ocotlán, por lo que es difícil que acudan a todos los llamados. Aunque se les apoya “con gasolina y todo”.
Por su parte, el entrenador del equipo femenil de basquetbol de la UdeG, Eduardo Andrade Navarro, explicó que trabaja con 12 jóvenes, de las cuales siete ya participaron en la competencia nacional pasada.
“No son chicas de gran estatura, pero físicamente muy fuertes. Nuestra mentalidad es calificar a la regional y después avanzar a la nacional, para lo cual trabajamos con nuevos sistemas de entrenamiento”.
Andrade Navarro, quien tomó al grupo hace cuatro meses, considera que esta actividad no es fácil pues requiere ciertas características físicas y técnico-tácticas. “Como es un deporte en equipo cada chica debe desarrollar cierta función”. Aunque en la pasada Universiada Nacional la UdeG quedó en la primer ronda, la meta es regresar a los primeros cinco lugares de posición.
La competencia en acción
Para la Universiada estatal 2009, la UdeG es sede de por lo menos siete disciplinas. En esta casa de estudios y sedes alternas se realizan competencias de ajedrez, tiro con arco, tenis de mesa, handball, basquetbol, futbol bardas y soccer, gimnasia aeróbica, atletismo, halterofilia, tenis, voleibol de sala, judo, entre otros.
De acuerdo con la UdeG, todos los centros universitarios aportan deportistas. Para este año, el equipo base es el Centro Universitario de la Salud. También hay muchos de los centros universitarios de Ciencias Exactas e Ingenierías y Ciencias Económico Administrativas.
Otra de las novedades es que hay más atletas del interior del estado. “De manera regular cuesta mucho trabajo hacerlos participar, porque tienen que trasladarse de su ciudad de origen a Guadalajara, esto les lleva perder clases, tiempo y dinero. Pero tuvimos buena planeación y conseguimos el recurso”.
Para esta competencia, que concluye el 28 de febrero, la UdeG, tan sólo en uniformes gastó alrededor de 80 mil pesos. “Con arbitraje, viáticos y transporte para atletas, andamos alrededor de 200 pesos en esta primera etapa”.
Los encargados de deporte universitarios están convencidos de la obligación de promocionar y difundir el deporte como elemento esencial en la formación integral de estudiantes.
“Para muchos de ellos, es tener la sensación de participar. Para otros, es un medio para vivir y proyectarse en otras actividades, además —indica Zúñiga Chávez—, quedan muchas enseñanzas y el hacerse responsables de sus actos.
Por ejemplo, en su caso, también le dejó en lo económico y muchas relaciones. “El deporte es el embajador por excelencia. Puede haber dos naciones en guerra y sus deportistas son amigos”.
Por su parte, su hijo Enrique Zúñiga Castro, califica como positivo este tipo de eventos universitarios, porque dijo es la base de equipos, seleccionados nacionales y jugadores profesionales, tal como ocurre en Estados Unidos. En México se camina en este sentido.
“Me da satisfacción ver a varios jugadores que han salido de este nivel, están en liga profesional haciendo buen trabajo”, señaló Zúñiga Castro, quien ya tiene 17 años jugando basquetbol profesionalmente. Para esta temporada jugará con un equipo de Guasave, Sinaloa.
Además, dice Ríos Montes, estos trabajos son importantes para la población, porque son un ejemplo para la activación física. “No es sólo para ganar medallas”, la práctica del deporte redunda en buena salud.

Artículo anteriorSalvador Moreno
Artículo siguienteFelicitación II