Mensaje del maestro Carlos Briseño Torres Rector general de la Universidad de Guadalajara con motivo de año nuevo

107
entrevista al rector de la universidad de guadalajara, hecha por el canal once dentro del marco de la fil

Siempre, al inicio de un nuevo año, es ocasión propicia para reflexionar acerca de los objetivos cumplidos en el año que recién concluye, y de los propósitos que como personas e instituciones deseamos acometer en el año que inicia.

Como todos ustedes saben, en 2007 uno de los logros más importantes de la Universidad de Guadalajara consistió en ser calificada como la institución de educación superior del país más transparente, y con los mejores indicadores de rendición de cuentas a la sociedad. Además, de acuerdo a otros índices de evaluación, en algunos mantuvimos el sitio que teníamos, y en otros los hemos superado, lo que nos ha permitido ser identificada como una de las primeras universidades más importantes del país por lo que a la calidad de sus servicios y al cumplimiento de sus funciones sustantivas se refiere. De esto, todos los universitarios y jaliscienses debemos sentirnos orgullosos.

Si bien, hemos estado inmersos en un proceso de superación constante, aún no estamos como debiéramos estar y como nos lo merecemos. Nuestros logros y resultados van más allá de lo que la sola inversión presupuestal pudiera hacer posible. En esto, debemos reconocer que de no ser por el compromiso, el empeño y dedicación de nuestro personal académico, directivo y de servicio, muchos de estos objetivos no se hubieran logrado.

Partimos de la convicción de que los indicadores de desempeño y la energía institucional de nuestra Alma Mater son medios que deben ser puestos al servicio de la sociedad, de los estudiantes, y de la generación de conocimiento pertinente y socialmente útil.

Como Red Universitaria, estamos cada vez más cerca de los habitantes de todas las regiones del Estado brindándoles servicios educativos de reconocida calidad, y generando un impacto decisivo en la transformación positiva de esos espacios geográficos.

Con ello, seguimos dando testimonio de que somos la universidad de todos los jaliscienses.

Estoy seguro que en la medida que sigamos trabajando apegados a los principios de responsabilidad, profesionalismo, y transparencia, podremos obtener mejores resultados en la noble misión que la sociedad y el Estado de Jalisco nos han asignado:

• Formar recursos humanos debidamente capacitados para enfrentar los retos de las nuevas realidades,
• Realizar investigación pertinente y socialmente útil, y
• Difundir la cultura y nuestra investigación científica.

En el año que inicia, y en los que sigan de mi rectorado, los ejes fundamentales de trabajo estarán orientados al logro de las siguientes metas:

• Ampliar la cobertura educativa.
• Mejorar la calidad académica de nuestros programas docentes y de investigación científica.
• Incrementar las políticas de transparencia y rendición de cuentas; y
• Simplificar y racionalizar los procedimientos administrativos.

Aspiramos a que nuestros estudiantes y egresados tengan un “sello distintivo” propio de nuestra institución, que fortalezca la identidad y solidaridad entre nosotros mismos; y que nos identifique ante la sociedad por nuestros valores, actitudes, habilidades y desempeño.

Los invito a iniciar el año nuevo con un renovado optimismo que contribuya al logro de los objetivos de nuestra Universidad.

Deseo sinceramente que sus propósitos personales, familiares, y profesionales se vean cumplidos en el año que inicia, y en los venideros.