La posibilidad de tolerancia

418

Decía Salman Rushdie en una entrevista para ABC de tres años atrás, que “el fanatismo islámico actual puede compararse con el catolicismo extremo de hace doscientos o trescientos años. Quizá haya una relación con la Inquisición”. Esto a propósito de que entonces presentara su libro de memorias Joseph Anton, en el que narra el exilio del mundo en que tuvo que vivir escondiéndose durante once años y bajo la protección de Scotlan Yard, debido a que en 1989 el ayatolá Jomeini lo condenara a muerte, bajo el pretexto de que su novela Los versos satánicos (1988) blasfemaban contra el Islam.

El escritor británico, nacido en Bombay en 1947, y autor también de novelas como Grimus (1975), Hijos de la medianoche (1981) y Vergüenza (1983), será quien inaugurará el Salón Literario de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL) en la edición de este 2015, y que tiene como invitado de honor al Reino Unido.

Rushdie es considerado uno de los novelistas más importantes de esta época, y una voz indispensable en la lucha por la libertad de expresión. Posee una genialidad literaria que ha sido aclamada por la crítica mundial y por millones de lectores. Su trabajo está íntimamente vinculado a los temas que le preocupan: el fanatismo, la guerra entre la razón y la fe, la posibilidad de la tolerancia. Es firme candidato al Premio Nobel y ha sido ganador de los premios Booker y PEN, afirmaron los organizadores de la FIL.

Respecto de la obra que le hizo vivir con la zozobra de la muerte sobre sí, y que por el morbo noticioso del asunto lo puso en la mira mundial pese a querer permanecer desapercibido, Rushdie dijo que “estoy bastante orgulloso de mi libro. Me alegra mucho que se pueda leer hoy como cualquier otra obra. Si uno lee Los versos satánicos de una forma neutra no parece un libro muy crítico del Islam. Ni siquiera trata del Islam, y la parte que trata del Islam yo creo que es bastante inofensiva. Y, además, pienso que si hay una religión y sus líderes atacan a la gente y trata de asesinar gente, evidentemente es una religión que ha de ser criticada”.

Pero cree que si hay quienes desde el Islam han atacado al libro es porque “no han leído el libro, ni lo leen. Muchas veces les han contado a los islamistas una versión del contenido del libro, que no se corresponde con la realidad. Si nos situamos en un nivel más serio, en el de críticos islamistas que han leído el libro, mi postura como escritor es que no hay nada que se salga de los límites, no hay ningún tema o asunto que uno no pueda tocar. Esas historias son historias del mundo, y nos pertenecen a todos. Y podemos escribir con respecto a ellas de la forma en la que queramos: de forma respetuosa, con formato satírico, como comedia, podemos reírnos de ellas, podemos hacer lo que nos dé la gana.

Esa era mi postura. Un escritor, un artista puede hablar de cualquier cosa en el modo en que queramos. Y en una sociedad libre, ese es un presupuesto del que gozamos. Creo que la gente que ataca el libro no cree que esa libertad deba ser algo que podamos tener”.

Esta es la segunda ocasión en que Rushdie estará en la FIL, quien la visitó por primera vez en 1995. Además de dictar la prestigiada conferencia de apertura del Salón Literario, Rushdie presentará en lanzamiento mundial la versión en español de su más reciente novela, Dos años, ocho meses y veintiocho noches, publicada en el sello Seix Barral. En ambos actos lo acompañará el escritor y académico mexicano Pedro Ángel Palou.

La apertura del Salón Literario está prevista para el domingo 29 de noviembre, a las 12:00 horas, en el Auditorio Juan Rulfo de la FIL. La presentación de Dos años, ocho meses y veintiocho noches será el martes 1 de diciembre a las 20:00 horas. Ambas actividades están abiertas al público.

Artículo anteriorEducación en línea podría facilitar a canadienses encontrar empleo
Artículo siguienteListo XIII Campeonato Intercentros Universitarios 2015