José Luis Malo

83

El pintor José Luis Malo ha participado en diferentes exposiciones colectivas en la ciudad, como la del Bicentenario, pero desde hace siete años no presentaba una muestra individual. Su exposición Cosas de la carne estará abierta al público hasta el 7 de agosto, en el Centro Cultural Casa Vallarta. La colección incluye 18 óleos que empezó a trabajar hace un año y medio, y representan la realidad en la que están inmersos los seres humanos.

Gato
El gato es orgulloso, autosuficiente, altivo, agresivo y comodino. Tiene connotaciones contrarias a las del perro. El gato en las relaciones entre seres humanos es un ejemplo de lo que no debería hacerse, porque eso implica que no haya una buena comunicación. Al gato no le importa si su dueño está o no está bien, él no se preocupa por eso. Hay quienes se comportan como gatos.

Poder
El ser humano en todos los niveles ejerce un poder sobre las personas. Hasta entre los pordioseros hay relaciones de poder. Algunos son líderes, tienen derecho a un área para esculcar los botes y no puede meterse nadie más. Un padre de familia puede ejercer un poder sobre sus hijos. Éstos sobre los compañeros… Eso es instintivo. Necesitamos poseer y tener poder sobre otros.

Luces y sombras
El ser humano es luz y sombra. Por un lado podemos ser grandes personas, muy acertados, muy religiosos, muy místicos, muy espirituales, pero también tenemos nuestro lado oscuro. Esa parte que de alguna manera no nos gusta ver, la trato de plasmar en algunos de mis cuadros.

Carne
La carne la utilizo como símbolo visceral de todo lo que nos gusta, lo que no nos gusta y de aquello que por tabú escondemos (alimento, poder, sexo, deseo carnal, ambición). Tiene que ver con la identidad e idiosincrasia del ser humano, propiamente del mexicano. Es como un símbolo de la búsqueda del hombre por corretear la chuleta. Está relacionada con el instinto animal, con los pecados capitales, con la atracción entre dos personas. El amor llega a través de la vista y los olores, y eso no es más que instinto.

Obesidad
Es un problema realmente grave en México. Mi familia tiende a la obesidad. Yo acabo de rebajar 25 kilos. Yo retomo la obesidad como la abundancia. Las personas muy delgadas carecen de ésta.

Perro
La mejor relación que puede haber entre un humano y un animal es con el perro. Es mejor que la que hay entre personas, porque no hay prejuicios, ni exigencias de más. Hay un “yo te quiero”. Así podrían ser las relaciones entre seres humanos o entre parejas. Ese no exigir nada a cambio y sólo dar cariño, es muy del perro. Si no le dan de comer, no reclama, se espera; si le dan, mueve la cola y saluda con gusto; si recibe caricias, el animalito hace fiesta. Es muy noble. Por eso tengo tres perros.

Servicio
Es la vocación del ser humano, la de todos, la del político, el clero y la policía. Deben ayudar, tener luz y armonía con la tierra. Si los hombres se sirven de la tierra, ¿por qué la tierra no lo va a exigir de nosotros?