Especulación provoca depreciación del peso ante el dólar

El dólar estadounidense se cotizó, este lunes 23 de marzo, en 25 pesos con 48 centavos a la venta, por primera vez en su historia

197

Especulación. Es la única razón que explica la depreciación del peso ante el dólar en un contexto de una economía casi detenida por la pandemia del coronavirus, así lo dice Martín Romero Morett, investigador del Departamento de Economía, del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas (CUCEA).

Simple, pura y llana especulación. Dado que la economía de México y otras del mundo están detenidas, ¿cómo nos podríamos explicar tanta demanda de dólares? El comercio ha disminuido considerablemente, las compras bajaron, las personas están recluidas en sus casas y nadie está viajando al extranjero. Nadie demanda dólares ahora. No encuentro cuál es la razón para demandar dólares y subir su precio”, señala Romero Morett, maestro en economía por la Universidad de Washington.

El dólar estadounidense se cotizó este lunes 23 de marzo, en 25 pesos con 48 centavos a la venta, por primera vez en su historia. Los medios especializados más o menos coincidieron en que el motivo fueron las preocupaciones por la pandemia del coronavirus Covid-19 y la disminución en los precios del petróleo.

“Es difícil hacer un pronóstico, porque las monedas se están moviendo de acuerdo a oferta y demanda, pero no se explica que se mueva hacia arriba si la gente no demanda dólares para viajar ni importar. La economía va a la baja y creo que cuando esto termine tenderá a regresar a niveles parecidos a los que estaba antes”.

La gente que tiene un ahorro modesto, de 50, 60 mil pesos, ¿debe temer que se convierta en nada?

«No, porque tienes tu dinero es en pesos, sigues comprando dentro del país, no se observa inflación, encarecimiento, aumento de precios. Tu capacidad de compra, por ahora, no se altera. Se podría llegar a alterar en el mediano plazo si esto continuará y comenzarán a encarecerse las importaciones que tenemos. Tu capacidad de compra entonces si se afectaría, porque compras más caro. Pero ese sería un escenario de mediano plazo».

Recordó que estas caídas en los mercados no son exclusivas de México, sino que forman parte de una turbulencia mundial que ha afectado también a Europa, China, Estados Unidos.

Ahora con la crisis del coronavirus, se debe buscar que la actividad económica no se detenga. Hay mucha gente que vive al día, no tiene ahorros, no tiene un sueldo fijo seguro como quienes trabajamos para el Estado. Debemos pensar en esas personas para que no se disminuya la actividad, para no afectarlos. Nosotros aunque estemos encerrados, seguimos comiendo, necesitamos que la distribución de bienes básicos continúe para que no haya escasez. Debe funcionar la economía con todas las precauciones necesarias. La economía tiene que seguir”, concluyó.