El viejo capitalismo en problemas

53
ATH09 ATENAS (GRECIA), 7/12/2009.- Unos jóvenes se enfrentan a la policía antidisturbios durante una manifestación en Atenas, Grecia, en el primer aniversario de la muerte de un adolescente por disparos de la policía, hoy, lunes 7 de diciembre de 2009. EFE/Orestis Panagiotou.

Después de que la república de Polonia ha tomado la directriz de la presidencia de la Unión Europea (UE), economistas universitarios opinan sobre las graves circunstancias económicas que atraviesan los países mancomunados en esta organización.
“Por el momento no podemos considerar a la deuda europea con otro calificativo que no sea como el de impagable. Aunque el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha planteado algunos cambios, éstos no irán más allá de los simples paliativos. Al final es dar largas a una crisis muy seria y que se avizora más prolongada de lo que ya de por sí ha sido”, opina el economista de la Universidad de Guadalajara, José Luis González González.
El especialista explicó que algunas de las razones visibles de esta crisis se advirtieron con la privatización exagerada de bienes y servicios, al tiempo que los ciudadanos han estado pagando grandes cantidades por concepto de derechos y ya han llegado “al límite de explotación”.
El también autor de una tesis sobre el colapso económico de Estados Unidos, apunta que el levantamiento social, en el caso de Grecia, es quizá inminente si no se resuelven con inmediatez las demandas, como ha ocurrido antes en España, Portugal e Irlanda.
González González comenta que un ingrediente novedoso y fundamental del movimiento es la “reconceptualización de las protestas, pues a través de la redes sociales muchos ciudadanos están conformando un nuevo concepto de revolución, basada en el rechazo a tesis ideológicas de ‘viejos comunistas’, pero que en esencia reclaman las mismas cosas.
“Un factor interesante a considerar en esta crisis es que el capitalismo de Estados Unidos es más joven, mientras que en la Unión Europea la antigí¼edad del sistema lo exhibe como incapaz de resolver los paradigmas que se están presentando.
“Sus mecanismos ya son obsoletos y para cambiar de fondo no habría otra salida que lastimar los intereses de grandes consorcios y estas medidas prácticamente no se pueden tomar.
“El problema en la Unión Europea es fuerte, y no es reciente. Desde hace algunos años se ha construido la economía de las organizaciones y países con base a un financiamiento que no pueden ni han podido cubrir. Si bien es parte de un problema mundial, éste se acrecienta por el tema de las jubilaciones y la incapacidad de generar mano de obra calificada”, asegura el maestro José Sánchez Gutiérrez, jefe del Departamento de Mercadotecnia y Negocios Internacionales, del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas (CUCEA).
El especialista comenta que hay una ausencia de soporte para generar bienes, por el crecimiento de las personas. La mayoría en esa región sobrepasa la edad madura. Las jubilaciones son un esquema que garantiza un nivel y ciertas comodidades que tienen un costo elevado de subsistencia.