CUCosta realiza estudio nutricional con ajolotes

Los anfibios, que son un especie en peligro de extinción, son prestados por la UMA de Tepic, y permanecerán en el laboratorio de acuacultura del centro durante tres meses

654
ajolote
El ajolote es una especie en peligro de extinción. Foto: Cortesía CUCosta

DIFUSIÓN CUCOSTA 

El Centro Universitario de la Costa (CUCosta), en colaboración con la Universidad Autónoma de Nayarit (UAN), se encuentran trabajando en una dieta específica para 60 ajolotes (ambystoma mexicanum), especie que se encuentra en peligro de extinción.

Por ello, dichos anfibios fueron recibidos en el laboratorio acuacultura del CUCosta, en calidad de préstamo, a través de la Unidad de Manejo Ambiental (UMA) de la ciudad de Tepic, Nayarit. El trabajo de investigación se realiza con la estudiante de posgrado Valeria Sarahí Ocaranza Joya, de la UAN, quien se especializa en el diseño de dietas específicas para esta especie.

Fernando Vega Villasante, Coordinador de Investigación del CUCosta, indicó que el ajolote es una especia que está catalogada en peligro de extinción, por lo menos en Xochimilco, y que los ejemplares que se tienen en el CUCosta cuentan con el registro de autorización de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

“La UMA de Tepic no nos está vendiendo los ejemplares, sino que nos los estará prestando para tales estudios de tesis, desde luego que los animales no van a sufrir lo más mínimo, porque vamos a trabajar en cuestiones nutricionales, es decir, vamos a probar ciertas dietas para saber si les gusta o no les gustan los alimentos”, expresó Vega Villasante.

Investigadores Estudiantes CUCosta y UAN
Investigadores que conforma el equipo de investigación con ajolotes en CUCosta. Foto: Cortesía CUCosta

Aclaró que “una vez que termine esta temporada de invierno en Puerto Vallarta, serán regresados en el mes de marzo al criadero de Tepic, a fin de que ellos dispongan de tales animales como mejor les convenga. La investigación será a mediano plazo con una dieta específica nutricional para esta especie, existen dietas específicas, pero no están hechas para especies americanas, europeas, francesas y alemanas. Se crearán cautiverios en su reproducción y repoblamiento, lo adecuado será contar con una dieta específica”, puntualizó.

El CUCosta cuenta con un laboratorio de acuacultura y con los requerimientos necesarios para poder mantener en estado de salud óptimo a esta especie, así lo aseguró Vega Villasante.

“No estamos infringiendo ningún tipo de Ley Ambiental, sino que al contrario estamos buscando utilizar animales legalmente registrados para poder avanzar en el estudio de ellos. Aunque se hacen muchos estudios con estos organismos, muy pocos son de nutrición, y no se les dan las condiciones necesarias en cautiverio, y nosotros queremos aportar ese conocimiento”, señaló el investigador de la UdeG.

Por su parte, Valeria Sarahí Ocaranza Joya, estudiante de posgrado de la UAN, explicó que uno de los grandes problemas que hay en la acuacultura es que no hay cómo diseñar una dieta específica para animales acuáticos, en caso de no ser atractiva para estos, no la consumirán, concluyó.

ajolote
El ajolote es un animal muy delicado. Foto: Cortesía CUCosta

Ocaranza Joya recomendó que todas aquellas personas que deseen adoptar un ajolote, lo primero que tienen que hacer es informarse que el organismo venga de forma legal, que no sea extraído del medio ambiente, pero sobre todo que sea registrado ante la Ley, porque de lo contrario estarían cometiendo un delito federal.

El ajolote puede ser muy delicado, porque debe tener ciertas condiciones para que pueda estar en su ambiente natural, ya que la temperatura juega un papel importante para alargar su vida. Puede llegar a vivir hasta 16 años, siempre y cuando tenga las condiciones necesarias, especialmente cuando son adoptados como mascotas, finalizó.