Ciudades entre el paraíso y el infierno

390

La megalópolis es el espejo donde se reflejan, por un lado, las contradicciones entre una parte del lujo, el refinamiento, el esplendor de las artes y las ciencias; y por otro, las privaciones y la exclusión de los que menos tienen, comentó el politólogo uruguayo Natalio Botana, al dictar su Conferencia magistral en la Cátedra Julio Cortázar y en el marco de las actividades de la Feria Internacional del Libro 2008, el pasado 2 de diciembre.
Acompañado de uno de los financiadores de la cátedra, el escritor Carlos Fuentes, Botana dijo que si bien las clases medias pueden amortiguar este choque, “no es menos cierto que esas hendiduras han separado los universos urbanos al punto de que los gobiernos recurren a la militarización para contener la violencia que genera”.
Manifestó que la ilegalidad del comercio de drogas tiene mucho que ver con esas expresiones de la violencia. No es el único factor, sino también el oscuro telón de fondo de las desigualdades y de las expectativas insatisfechas que despiertan las redes mediáticas en que está inmerso el planeta.
En el Paraninfo Enrique Díaz de León, de la UdeG, lleno por la presencia de estudiantes y público interesado en escuchar al columnista del diario La Nación, Botana dijo que si ponemos atención en el sector más próspero de nuestras megalópolis, sus comportamientos son comparables a las sociedades de naciones que han alcanzado mayores niveles de igualdad.
El especialista mencionó que las praxis de las repúblicas democráticas deberían conjugar los planos de la democracia electoral, institucional y ciudadana. En nuestras megalópolis conjugamos sólo la primera y tenemos serias dificultades para levantar la calidad de las instituciones y nutrir el sustento igualitario de la ciudadanía.
Al presentar al conferencista, Carlos Fuentes dijo que la ciudad es para Natalio Botana la gran creación humana para dar cabida al ciudadano, a la política y a la civilidad, valores que en la actualidad son desdeñados en urbes de Argentina, de México, de Uruguay y en muchas otras ciudades del mundo.
Doctor en ciencias políticas y sociales por la Universidad de Lovaina, Natalio Botana es profesor y director del Departamento de Ciencia Política y Gobierno, en la Universidad Torcuato Di Tella, además de miembro de número de la Academia Nacional de Ciencias Morales y Políticas y de la Academia Nacional de la Historia.

Artículo anteriorBernardo Esquinca
Artículo siguienteEl campo mexicano