Fotografías: Fernanda Velázquez | Abraham Aréchiga

En sesión extraordinaria, el Consejo General Universitario (CGU) de la Universidad de Guadalajara (UdeG) se declaró en sesión permanente y aprobó un plan de acción ante la detención de tres estudiantes de esta Casa de Estudio que se manifestaron en un espacio público y fueron encarcelados por ello.

Los estudiantes Javier Armenta, Iván Cisneros y José Rojas fueron acusados de despojo por manifestarse en un espacio que sería un parque y que luego destinaron para la construcción de un complejo inmobiliario, por lo que se les dictó prisión preventiva oficiosa, lo que evidencia una persecusión de parte del Gobierno del Estado en contra de los universitarios, dijo el Rector General de la UdeG, Ricardo Villanueva Lomelí.

“Desde octubre ya sabíamos que se estaba usando al Poder Judicial para una afrenta política y no hay mejor prueba de esto, aquí se dijo en una sesión pública”, recordó el Rector General en la sesión extraordinaria en el Paraninfo Enrique Díaz de León.

Ante este panorama el CGU avaló la creación de un plan de acción inmediato con medidas como el reforzamiento de la comunicación en torno al caso, la publicación de un posicionamiento del Consejo de Rectores condenando los hechos, así como la autorización para crear comisiones que den acompañamiento legal a los jóvenes.

Villanueva Lomelí añadió que la labor de los jóvenes manifestantes forma parte de las acciones que deberían emprender las autoridades para cuidar el entorno ambiental de la zona Norte de Guadalajara.

Sin embargo, ante las iniciativas estudiantiles, lamentó que el Gobierno estatal encabezado por Enrique Alfaro persiga a los universitarios y se mantenga omiso ante empresarios que buscan hacer negocios con espacios públicos.

“A esos jóvenes los voy a defender como si yo fuera su papá, son nuestros y no vamos a permitir esta injusticia, por eso convocamos al Consejo de manera urgente, por eso quiero proponer que declaremos a la Universidad en Estado de Emergencia, estamos viviendo los momentos más autoritarios en el Estado de Jalisco”, resaltó.

UdeG no aprobó cesión del predio

En su intervención, el consejero Tonatiuh Bravo Padilla, resaltó que el Gobierno estatal se ha excusado de la participación en la defensa de ese espacio público al argumentar que organismos como la UdeG avalaron en 2008 un decreto para que los terrenos en discusión fueran adquiridos por particulares que prometieron áreas verdes para la ciudadanía.

Señaló que, según el Gobierno de Jalisco, en 2008 quedó asentado el decreto de aprobación del proyecto denominado “Puerta Guadalajara”, avalado por miembros de un comité honorífico integrado por representantes del Ayuntamiento tapatío y de instituciones como la UdeG.

Sin embargo, Padilla Bravo resaltó que en el documento no se menciona qué personas de la UdeG integraron el supuesto comité que avaló el decreto.

“En 2008 el Ayuntamiento de Guadalajara decide entregar una parte de estos predios a particulares para un desarrollo privado de miles de unidades departamentales, en ese acto nunca se anuló el contenido del decreto del Congreso Estatal, nunca hubo un acto jurídico que dijera que el dinero público que se gastó ahora es para invertir en el ámbito privado”.

Acusó que las obras que prometieron los particulares no se llevaron a cabo y estos no recibieron sanciones de las autoridades, ni multas por el retraso en la construcción de áreas verdes.

“Hoy en día no hay ninguna garantía de que estén entregadas ni siquiera las obras que bajo rebaja se comprometieron a entregar en 2016, entonces nadie tiene la constancia de que ese parque, o esos terrenos hayan perdido su condición de públicas porque no se han pagado, porque no han cumplido con lo que establecen esos convenios”.

Por su parte, la Presidenta de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU), Zoé García, pidió a los consejeros su apoyo solidarizándose con los estudiantes que se plantaron frente a Casa Jalisco donde organizarán actividades recreativas y de reflexión a la espera de la liberación de sus tres compañeros.

“Eso es lo que hacemos los estudiantes: tomamos el espacio público para transformarlo, eso es lo que estamos haciendo en ese plantón, hacerle visible a la ciudadanía cómo no lo podemos permitir”.

Aseguró que estas acciones contra los estudiantes no sólo representan un atentado contra ellos, sino que también afecta a la ciudadanía en general al demostrar que las autoridades judiciales son sumisas ante las decisiones del Poder Ejecutivo de Jalisco.

Además, el CGU también acordó llevar a cabo sesiones con especialistas para otorgar asesoría legal y psicológica a los estudiantes señalados, crear formatos para que la comunidad universitaria pueda manifestar su apoyo a Javier, Iván y José.

En la sesión también se avaló al Consejo de Rectores o al Rector General para darle facultades para la creación de comisiones especiales y así buscar la asesoría y reuniones con el Gobierno federal, la Suprema Corte de Justicia de la Nación y otros organismos internacionales.

“Yo sí diría de manera específica que hay que buscar una cita con la Secretaria de Educación del país para comentarle el acoso que está viviendo la Universidad de Guadalajara desde hace dos años, la situación que estamos viviendo en el Estado de Jalisco y en particular esta represión que hay contra los estudiantes para ver si a través de ella tenemos una audiencia con el Presidente de la República”, expuso el Rector General.

Los consejeros también aprobaron un receso a la sesión para reanudarla el próximo martes a las 08:00 horas en Casa Jalisco, donde esperarán los resultados de la audiencia de los tres jóvenes universitarios.

Luego de la sesión extraordinaria, el Rector General se trasladó al campamento afuera de Casa Jalisco, donde compartió la Rosca de Reyes con la comunidad estudiantil que pasa la noche a la espera de sus compañeros.

“Entre más convivo con esta comunidad, más orgulloso me siento de ser universitario, estos son los momentos difíciles para nosotros, estamos viviendo días horribles que no nos gustaría vivirlos, pero también gracias a estos día es como esta Universidad ha transformado a Jalisco y a México”, finalizó el Rector General.

Lo que aprobó el CCU en esta sesión:

  • Declaración de Estado de Emergencia en la Universidad.
  • Posicionamiento del Consejo rechazando la detención de los universitarios y evidenciando las irregularidades legales en este proceso.
  • Formalizar el apoyo de parte del CGU a la instalación del campamento de la FEU en Casa Jalisco y avalar los procedimientos para que cualquier empleado de la UdeG se pueda sumar a la protesta.
  • Avalar al Consejo de Rectores o al Rector General para la creación de comisiones especiales para buscar la asesoría y reuniones con el Gobierno federal, la Suprema Corte de Justicia de la Nación y otros organismos internacionales.
  • Aprobaron brindar cualquier tipo de apoyo legal o psicológico a los jóvenes; la Universidad se haría cargo de cualquier requerimiento que necesiten.
  • Intensificación de campañas de comunicación y divulgación en torno al tema de las irregularidades de ICONIA para que la ciudadanía conozca las causas de la lucha universitaria.
  • Dejar abierta la sesión del Consejo y reanudarla el próximo martes a las 08:00 horas en Casa Jalisco a la espera de la liberación de los jóvenes.
  • Fomentar la presentación de amparos por parte de la ciudadanía y la comunidad UdeG para destacar las irregularidades de los jueces a cargo del caso.
Artículo anterior¡LIBEREN A NUESTROS ESTUDIANTES!
Artículo siguienteCartón Trino