Blanca Aldana

802
Blanca Aldana, protagonista de la obra de teatro: Esperando a Godoy, en la productora, La casa Suspendida.

El fervor y absoluto compromiso por el teatro, distinguen a la actriz Blanca Aldana. Nacida el 10 de marzo de 1980, desciende de una familia de artesanos. Es licenciada en ciencias de la comunicación y egresada del ITESO. Estudió actuación en el Centro de Investigación Teatral y Educativo, bajo la dirección de Rafael Garzaniti. Cursa la licenciatura en danza en Escena 3. Ha participado de manera profesional en más de 20 obras. Algunas de ellas son: Expreso calibre 45, La muerte se va a Granada y Frida Kahlo, autorretrato. Actualmente es una de las protagonistas de la puesta en escena de Esperando a Godot, de Samuel Beckett, en la que interpreta a Estragón. La obra la presentarán el 26 y 27 de enero y continuará los fines de semana de febrero, en el teatro Experimental de Jalisco.

teatro

No imagino mi vida sin el teatro: es parte de mí. Hay actores que lo consideran una droga, debido a que no se puede dejar. La adrenalina que se siente cuando estás en el escenario es algo que se queda grabado en el inconsciente. Te vuelves adicto a eso. El teatro es una forma de sentirme viva, de conocerme y de crecer como persona. Muchas cosas que voy aprendiendo en el escenario, van a la par de lo que sucede en mi vida.

comunicación

El teatro es un medio de comunicación que refleja lo que sucede en la sociedad, es testigo de su tiempo y tiene algo que decir. Creo en el teatro que tiene corazón y que quiere cambiar al mundo. Me siento satisfecha cuando mi trabajo le llega a una persona del público y la hace reflexionar, se identifica o tiene la esperanza de que el mundo pueda ser mejor. Esto me hace feliz y me impulsa a continuar.

danza

Me gusta la disciplina que brinda. Un bailarín no puede darse el lujo de desvelarse o irse de fiesta, porque no rinde. La danza me ayuda a adquirir técnica y desarrollar mis capacidades físicas. La finalidad es poder expresar lo que hay en mi corazón y mi mente.

personaje

Para desarrollar los personajes que interpreto, busco mucha información e imágenes. Leo la obra y escribo lo que me dice a primera instancia. Crear un personaje es muy subjetivo, no siempre es igual. Recuerdo que trabajaba en la obra de Frida Kahlo y no podía resolver una escena. En ese momento tenía fiebre. Una noche me desperté pronunciando el nombre de Diego, junto a una expresión corporal que finalmente me sirvió para la escena. A veces las cosas llegan del inconsciente y te toca vivirlas. Termino identificándome con mis personajes. Cada uno me brinda algo, y al mismo tiempo dejo algo de mí en ellos.

cortometraje

Tienes que utilizar mucho la inteligencia. Trabajar en cortometrajes es como un rompecabezas. En el cine, el rey es la cámara. Un aspecto importante es que debes tener un análisis previo, para saber matizar tu actuación. Me gusta más el teatro, por la comunicación directa con el público.

obra

Me agradó bastante la obra Victoria, presentada el año pasado en el teatro Experimental. La protagonista tenía gran ternura y complicidad con el público. En la obra utilizaron danza, lo que me dio muchas ideas para trabajar. Otra puesta en escena que disfruté fue Gemelos. Tuve la oportunidad de hablar con los actores y me impresionó la convicción que tenían en su trabajo. En un futuro me gustaría hacer la obra Ofelia, de Hamlet o el personaje de Blanche Dubois, de Un tranvía llamado deseo. Por el momento me interesa hacer comedia.

aplauso

Dicen que el artista vive del aplauso, pero bueno, también queremos comer (risas). Cuando finaliza una obra sientes que baja la adrenalina. En cierta manera vuelves a la realidad. En la primera temporada de Esperando a Godoy, recuerdo a una pareja de la tercera edad que aplaudía y lloraba. Desde luego fue muy significativo para mí.

godot

La primera vez que leí la obra, no la entendí mucho. Fui sin muchas expectativas al casting. Afortunadamente me quedé y pude analizar con más profundidad el texto. La directora, Sara Isabel Quintero, comenzó a guiarnos y esto me sirvió para investigar. Estragón es mi personaje, lo he gozado mucho, verdaderamente me emociona. Esperando a Godot es un texto que puedes interpretar de mil maneras: es abstracto y complicado. Por eso mismo encuentras cosas nuevas en él. Participar en esta obra implica retos que resultan interesantes. La convivencia con mis compañeros ha sido de lo mejor.

libertad

Significa una búsqueda personal. Deseo conocerme más, para poder ser en verdad libre. Cada vez que logro algo, me doy cuenta que hay otras cosas por descubrir. Lo que falta para ser libre es lo que le da sentido a mi vida para seguir caminando.