Agarren pareja

948

A partir del 10 de noviembre, la Coordinación de Cultura Física, mediante sus escuelas de iniciación deportiva imparte la disciplina de baile de salón, donde los asistentes además de encontrar una nueva forma de activarse aprenderán estilos como merengue, cumbia y salsa, entre otras modalidades.
Entre los beneficios físicos del baile destacan el movimiento de las articulaciones; mayor elasticidad de tendones y músculos; mejora de la circulación y reflejos; ayuda a conciliar el sueño con mayor facilidad; reduce el colesterol y elimina sustancias tóxicas del cuerpo.
Aunado a esto, y según estimaciones de algunos estudios, el baile contribuye a la merma de calorías manteniendo al cuerpo en un peso adecuado, ya que con una hora de baile moderado, se pueden quemar hasta 260 calorías, mientras que con el baile rápido se eliminan hasta 365 calorías.
El baile, además, brinda a quienes lo practican diversos beneficios psicológicos, ya que al bailar la mente se concentra en memorizar y realizar adecuadamente los pasos, lo que genera a que se olviden los problemas la persona se relaje y llene de energía.
La alegría que brinda la música y la destreza de sus movimientos animan el espíritu y obligan al cuerpo a moverse, además que es un pasatiempo que estimula la creatividad, eleva la autoestima y contribuye al desarrollo de la disciplina y el autocontrol.
A las clases, que se imparten de lunes a viernes de 19:00 a 20:30 horas, pueden acudir hombres y mujeres de todas las edades y tienen un costo de 200 pesos al mes.
Para conocer más de la oferta de las escuelas de iniciación deportiva se puede acudir a la Coordinación de Cultura Física, ubicada en Avenida Revolución 1500 en el Núcleo Tecnológico, llamar al teléfono 36 19 81 06 o ingresar a la página de internet: www.deportes.udg.mx.

Artículo anteriorSilvia Eugenia Castillero
Artículo siguienteEcología y tradición