Respuesta al comentario

    375

    Por este conducto solicito de la manera más atenta nos permita publicar respuesta al comentario expresado por Cecilia Galván íngel el pasado lunes 1 de septiembre referente a “La realidad de los antros” que fue publicado en La gaceta, en el cual se describe la forma en que los establecimientos denominados por los jóvenes como “antros” donde se condiciona y cobra el ingreso al mismo. Al respecto me permito informarte que la Procuraduría Federal del Consumidor ha venido implementando el programa denominado “¡En el antro tú también tienes derechos!”, con el objeto de que los jóvenes como tú estén bien informados de sus derechos, entre los cuales se encuentran los siguientes:
    1. No puedes seleccionar a la gente por su manera de vestir, por su apariencia física (¡eso es discriminación!).
    2. No puedes darle mesa sólo si compra una botella (¡eso es condicionamiento!)
    3. Los precios deben de estar a la vista o en la carta.
    4. No puedes obligarlo a un consumo mínimo.
    5. No le puedes cobrar el servicio ni exigirle propina (¡ésta es voluntaria!).
    Es necesario destacar, la importancia de que jóvenes como tú denuncien las irregularidades y anomalías que cometen estos establecimientos al teléfono del consumidor 01 800 468 8722, incluso de manera anónima proporcionando el nombre y domicilio completo del establecimiento, así la PROFECO podrá realizar las visitas de verificación correspondientes a los establecimientos y aplicar las sanciones con el objeto de garantizar que estas cumplan con la normatividad vigente.