Historias locales

    975

    Con la idea principal de entender que la historia también se puede investigar a través de diferentes escalas, Eduardo Camacho Mercado y Lina Mercedes Cruz Lira, profesores del Centro Universitario de los Lagos, aportaron con su tesis al conocimiento y comprensión en escala microhistórica del estado de Jalisco en dos de sus regiones. Esto, comenta Camacho, “no niega generalizaciones de las teorías ni de las escalas nacionales, sino que las enriquece”.

    Camacho Mercado y Cruz Lira estudiaron el doctorado en Ciencias Sociales con especialidad en Historia, con el fin de hacer aportaciones académicas para el lugar donde viven, y en ambos casos, sus tesis fueron motivadas, dice Lina Mercedes, por la inquietud “de mostrar a la gente que aquí sí hay para hacer historia, que los muchachos de la licenciatura en Humanidades de aquí vean elementos, que se inspiren y que a través de estos trabajos uno los motive a que se puede hacer investigación de calidad con lo que tenemos”.

    Lina Mercedes Cruz Lira
    “Al inicio quería hacer historia agraria de Lagos de Moreno, y cuando hablé con una de las personas descendiente de las familias más antiguas de la zona, me enteré de que tenía un acervo particular y antiguo. Supuse que me podría servir”. Así fue como nació el texto publicado a finales del pasado marzo, con el título Vecinos de casa poblada.
    La investigadora comenta que al consultar el acervo, y después de encontrar varios testamentos y vestigios sobre cómo se pasaban las tierras de generación en generación en la época de la Colonia, la pregunta primordial que surgió y le dio camino a su tesis fue: ¿Cómo lograr conservar la tierra, la preminencia y el poder en la localidad? A partir de esto, basó su trabajo en cuestiones de jurisdicción y dominio de tierras en la zona. “Lagos de Moreno, antes, en la Época colonial, se llamaba Santa María de los Lagos y tenía una jurisdicción político administrativa más amplia”.
    Después de la titulación, su tesis fue publicada bajo el sello editorial de CULagos y fue presentada en el centro universitario. “Ahora esperamos presentarlo en Guadalajara y próximamente en la Feria del Libro”.

    Eduardo Camacho Mercado
    La tesis de Camacho Mercado participó y obtuvo el primer lugar en el premio Francisco Javier Clavijero, del INAH, y también logró una mención honorífica en el premio Atanasio Sarabia, de Fomento Cultural Banamex de historia regional.

    La investigación tiene como base la relación histórica, del Porfiriato hasta la Revolución, entre la Iglesia y el Estado, enfocada a la región Norte del estado de Jalisco, y toma, como punto de referencia documental, las parroquias de los municipios de Totatiche, Villa Guerrero, San Martín de Bolaños y Chimaltitlán.

    Camacho Mercado agrega que esta aportación muestra elementos similares a los vividos en el país con la violencia actual, por la lucha entre gobierno, narcotráfico y, en algunas regiones, los grupos de autodefensas. Su tesis abarca del año 1876 a 1926, o sea, el inicio del Porfiriato, la revolución y hasta el inicio de la cristiada.

    “Lo podemos comparar un poco con lo que está pasando en Michoacán, aunque no tiene mucho de religioso, pero es un laboratorio que nos ayuda a ver lo que pasó en época de la Revolución, y las diferencias regionales; cómo en las comunidades locales tienen respuestas diferentes, tanto para los problemas del Estado como para los proyectos de la Iglesia. En ese sentido nos habla de un vacío de poder y cómo es llenado con lo que sea. Eso pasa con la delincuencia, las autodefensas, hasta que llega un poder que logra reimplantarse nuevamente”.

    Su tesis próximamente será publicada con el nombre de Frente al hambre y al obús iglesia y feligresía en Totatiche y el Cañón de Bolaños y el periodo 1876-1926. La presentarán tanto en CULagos, como en CUNorte, ya que el trabajo corresponde a la región donde se ubica este centro universitario.

    Artículo anteriorHernán Dompé
    Artículo siguienteLa cultura de la UdeG