El teatro y la tribu

306

En una butaca y disfrutando de alguna bebida; arriba del escenario y escuchando la respiración de los actores; suspendido en un columpio inmenso; recorriendo la ciudad en bicicleta; deslizándose en un tobogán o sentados en el suelo acompañando a un bebé, el teatro de hoy ofrece a su público experiencias diversas, que parecieran hablarnos de una transformación sustancial de las artes escénicas. Sin embargo, no es así. Si pensamos en la antigüedad de esta disciplina, sabremos que las formas en las que se produce y presenta el teatro han cambiado muy poco, manteniéndose en el corazón de esta experiencia: la posibilidad del encuentro con la comunidad, de convivir con ella.

Fiel a este principio, por segunda ocasión Guadalajara recibe el Festival Internacional de Teatro para los Primeros Años, FITPA, iniciativa de la creadora escénica Susana Romo, quien, apoyada por la compañía A la Deriva Teatro, ha conseguido gestionar y posicionar con algunas resistencias una forma artística dedicada a los bebés.

¿El arte puede dialogar con quienes no cumplen aún su primer año de vida?, ¿podemos hablar de teatro si la creación estética se dirige a pequeños de menos de cuatro años? Si el teatro es la posibilidad de convivir, de acercarnos para mirarnos a través de la artificiosa construcción que es el arte, entonces éste ocurre cuando se comparte el tiempo y el espacio con bebés y con adultos ocupados en su crianza. Podemos entonces hablar de que, entre padres e hijos, el teatro en tanto acto social se manifiesta como una de las formas más incluyentes, pues incorpora en una manera inusitada de convivencia a quienes durante la crianza no pueden participar plenamente de la vida social. Romo entiende muy bien todos estos contextos y, por ello, este Festival rebasa el ámbito escénico para extender la discusión a las políticas sociales que determinan la formación ciudadana desde la inclusión de los más pequeños.

El FITPA se llevará a cabo del 26 de junio al 2 de julio en diversos espacios de nuestra ciudad, ofreciendo funciones, conversatorios, talleres para bebés y familias, talleres para creadores interesados en esta forma artística, así como una Master class que impartirá Roberto Frabetti, fundador de la Compañía Baracca-Testoni Ragazzi y uno de los creadores y pensadores que más han impulsado la formación integral de las familias, la visibilidad de los bebés y también de quienes se concentran en su desarrollo.

Romo busca fortalecer las alianzas que le han llevado a impulsar la Red Latinoamericana de Creación Escénica para los Primeros Años creando puentes con la organización europea Small Size, Big Citizens, creada por el mismo Frabetti, además de invitar al diálogo a instituciones públicas dedicadas al desarrollo social, a la salud, la educación, y no sólo a las artes.

Esta segunda edición del FITPA cuenta con el apoyo del FONCA a través del programa México en Escena, además de Cultura UDG y de la Secretaría de Cultura Jalisco; el programa es extenso y puede consultarse en redes sociales, así como en las páginas institucionales tanto de la SCJ, como de Cultura UDG. Entre los espectáculos que podrán verse destacan Girotondo, que presentará la compañía italiana La Baracca, y Melodías en el aire, que trae Aranwa, compañía chilena de teatro. Además se contará con la presencia de la experimentada compañía méxico-argentina Teatro al Vacío y de la bajacaliforniana Teatro en Espiral, quienes ofrecerán diversas actividades formativas.

El teatro dedicado a los que aún no articulan una frase es incluyente, pues los lleva a ellos y a todos a un espacio social para recordarnos lo que para Romo es su gran reto: somos una tribu.