Un trabajo que rinde frutos

La docente del SEMS Rita Muñoz Villarreal entrará al Salón de la Fama del deporte en Jalisco como reconocimiento a su exitosa carrera en el arbitraje

304
Rita Muñoz Villarreal, árbitra internacional, es egresada de la licenciatura en Cultura Física y Deportes de la UdeG. Foto: Cortesía

“Lo más importante no es trabajar, sino producir y disfrutar el fruto de nuestro trabajo”, esa ha sido la filosofía de vida de Rita Muñoz Villarreal, quien durante 20 años se desempeñó como árbitra nacional e internacional y que desde hace 27 años es docente de la Preparatoria 7 del Sistema de Educación Media Superior (SEMS).

Fue pionera en un mundo dominado por hombres, donde enfrentó diversas dificultades que lejos de asustarla, le hicieron crecer y valorar, no sólo su trabajo, sino a ella misma.

Hoy los sacrificios realizados a lo largo de su trayectoria rinden frutos al ser elegida como una de las nuevas integrantes del Salón de la Fama del Deporte de Jalisco, en la categoría de árbitro o juez, en un espacio que rinde homenaje a todos aquellos que han dejado huella en este ámbito.

Muñoz Villarreal primero se desempeñó en el sector amateur; después tomó un curso para ascender al sector profesional, al que ingresa en un momento en que no era tan fácil acceder como mujer, luego de que en 1997, en un un torneo por primera vez arbitrado por mujeres, ganó el trofeo como mejor silbante. Esto le permitió ingresar al sector profesional, que se le había negado pese a que cumplía con las pruebas físicas.

“Ascendí a Primera División, donde estuve hasta el 2011 y me retiré en el 2012, después de participar en los Juegos Panamericanos de Guadalajara».

«En el 2002 me dieron el gafete FIFA por primera vez y en el 2004 tuve mi primer Mundial Sub 19”.

En su trayectoria de diez años como árbitro asistente internacional, participó en diversas copas mundiales y Juegos Olímpicos en países como Tailandia, China, Chile, Alemania y Trinidad y Tobago, y ha sido la única mujer en arbitrar dos encuentros la Copa Libertadores y es la única  que ha sido jueza en un partido de semifinal del la Liga de Campeones de la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Futbol.

La Copa Mundial de China fue mi primer torneo grande, llegué a la final gracias al trabajo. Es lo que siempre me ha acompañado, tratar de hacer las cosas siempre lo mejor posible, porque siempre alguien que te ve y sabe que trabajas bien”.

Otra de sus grandes pasiones ha sido la academia, área que nunca descuidó a pesar de lo complicado que era combinar las dos profesiones, y agradeció a la Universidad de Guadalajara, donde estudió la licenciatura en Cultura Física y Deportes.

“Yo nunca le quité nada a la UdeG, los mundiales eran en el verano, en periodo vacacional, los partidos en fines de semana, era muy pesado y yo tenía que entrenar, me enjuagaba y me iba a dar clases, siempre pude combinar todo».

«Nunca descuidé mi trabajo, mi pasión estaba dividida entre el arbitraje y la docencia. Poder aportar algo en la educación integral de los estudiantes me llena de satisfacción”.

La también coautora de tres libros que se utilizan para dar clases de Educación Física en el nivel bachillerato, expresó que el ingreso al Salón de la Fama representa una gran alegría y un reforzamiento de su creencia de que el trabajo al final da frutos.

“Yo estoy muy agradecida con Dios, con la vida, con mis hijos, con mi familia, con el apoyo que he tenido para poder lograr mi pasión y dejar una huella, es el extra, lo que se dio por añadidura, por hacer las cosas lo mejor que las puedo hacer”.

En cuanto a la apertura de oportunidades para el desarrollo de las mujeres en diversas áreas, señaló que todavía existe algo de discriminación y las mujeres se tienen que esforzar aún más para alcanzar sus metas.

“Me encanta ver que los campos se abran a las mujeres. México se distingue por un gran arbitraje varonil y femenil y el femenil está por encima de muchos, porque trabajamos con hombres, con otro nivel de juego, ahorita gracias a que han sostenido la liga se ve más fuerte, más sólida, con mejores jugadoras, hacen transferencias de jugadoras como con los hombres y va avanzando”.