Proyoga, un diplomado para la salud y la profesionalización

Periódicamente, la UdeG ofrece este programa con duración de dos años que permite profundizar en la práctica y la enseñanza del Hatha yoga

683
Foto: Archivo UdeG

El yoga tiene auge a nivel internacional por los beneficios que implica para la salud de los seres humanos y porque mejora la calidad de vida. De ahí que cada día más personas se interesen en esta disciplina reconocida por  la Organización Mundial de la Salud (OMS), organismo que la define como una práctica física, mental y espiritual.

Por los beneficios que implica para la salud y el bienestar humano y con el fin de formar profesores de Hatha Yoga, la Universidad de Guadalajara (UdeG) a través del Centro Universitario de la Salud (CUCS) ofrece periódicamente el diplomado Proyoga, cuya más reciente edición iniciará el 15 de febrero de 2022 y concluirá en febrero de 2024, informó Marisol Gómez Alvarez, quien es coordinadora del diplomado y profesora con registro en Yoga Alliance.

Proyoga. Diplomado en Formación para profesores de Hatha Yoga, que abrió convocatoria con éxito logrando ya cupo lleno, tendrá su sede en Argentina 463, colonia Americana, bajo la modalidad presencial y en línea. Es decir de manera híbrida.

El objetivo es que incluya todas las áreas del yoga, que implica no sólo la práctica física, sino además el aspecto filosófico y teórico con el fin de tener hábitos y rutinas más saludables, destacó Gómez Álvarez. 

En dos años, durante cuatro horas a la semana divididas en dos clases, el alumno alcanza a compenetrarse paulatinamente en esta disciplina para integrarla en su vida diaria de manera natural.

La profesora destacó que el yoga cultiva, entre muchas cualidades, la atención, concentración, paciencia, el esfuerzo sostenido, ayuda a las personas a liberar estrés y ansiedad, favorece a varios sistemas del cuerpo, y también está relacionada esta práctica con buscar los espacios de recogimiento y silencio.

Esta disciplina implica estudio de la mente, técnicas de meditación y de respiración, prácticas para la vida de una manera sencilla, que ayudan a cada persona a darse cuenta de lo que le incomoda de sí mismo. El yoga apoya a la transformación.

Mencionó que el yoga busca la no violencia, la honestidad, empatía, conciencia, y muchas más prácticas para estar en paz con uno mismo y con el entorno social.