Programa integral de salud

    144

    Desde hace año y medio los sindicatos de académicos y administrativos de la Universidad de Guadalajara emprendieron el Programa integral de salud en toda la red universitaria, el cual ha permitido que alrededor de ocho mil trabajadores cuenten con un historial clínico para el control de su salud.
    En ese tiempo, y con el apoyo de diversos laboratorios profesionales (Aventis, MSD, Lilly), la comunidad universitaria ha tenido acceso gratuito a exámenes para la detección de osteoporosis, diabetes, hipertensión y nivel de colesterol, además de una consulta médica.
    El coordinador ejecutivo del Programa integral de salud del trabajador universitario, Rodolfo Oceguera Gómez, indicó que el éxito del programa radica en que los estudios son realizados en el centro de trabajo y los resultados se ofrecen en forma inmediata. “Hemos recorrido dependencias y planteles de toda la red universitaria”.
    Son los empleados quienes se han preocupado por este tipo de exámenes, “pues el Seguro Social no se los hace y una mayoría no cuenta con los recursos necesarios para pagar dichos estudios en un laboratorio privado”.
    Por ello los líderes del Sindicato de Trabajadores Académicos de la UdeG (STAUdeG), Carlos Orozco Santillán, y del Sindicato íšnico de Trabajadores de la UdeG (SUTUdeG), Raúl Bernal, decidieron impulsar este programa, gracias al cual los empleados se ahorran casi cuatro mil pesos que por lo regular cobran los laboratorios privados por este tipo de exámenes.
    Oceguera Gómez recordó que en México, de todos los sindicatos universitarios, los de la Universidad de Guadalajara son los primeros en llevar a cabo un programa como este, preocupados por la salud de sus agremiados. “Nadie lo hace. Somos nosotros nada más los que estamos trabajando como sindicatos hermanos”.
    Esta casa de estudios cuenta con 13 mil académicos, cinco mil 800 administrativos y entre mil 500 y dos mil empleados de confianza. El objetivo es llegar a todos, a fin de prevenir y detectar a tiempo enfermedades como la osteoporosis, diabetes e hipertensión.

    Hay mucho sedentarismo
    De los casi ocho mil trabajadores a los que han aplicado estos exámenes, el 63 por ciento sufre problemas de glucosa y osteoporosis, lo que es un indicativo de la vida sedentaria que lleva la comunidad universitaria, informó Rodolfo Oceguera, quien explicó que esta es la segunda vuelta en que ofrecen el servicio y continuarán hasta diciembre.
    Por primera vez, agregó, están revisando la salud del papá, mamá y cónyuge del trabajador.
    Los interesados deben acudir en ayunas. El lunes 11 de julio estarán en la Casa del jubilado (Argentina y Pedro Moreno). La invitación está abierta a todos los trabajadores de la Universidad.