Memoria del mundo

950

El maestro Sergio López Ruelas, coordinador de Bibliotecas de la Universidad de Guadalajara, es el nuevo presidente del Comité Regional Memoria del Mundo para América Latina y El Caribe de la UNESCO, puesto que desempeñará hasta el año 2015 y que se logró gracias a la mayoría de votos de miembros del comité. Uno de los aspectos que influyeron es la importancia documental que México tiene en el continente.

Nuestro país tiene una gran riqueza documental, fue el primer territorio de la Nueva España que tuvo una imprenta; preserva códices y aquí se imprimieron los primeros libros del Continente Americano. A este respecto, el maestro López Ruelas lamentó que una parte del patrimonio documental mexicano esté en el extranjero, sobre todo en Estados Unidos y en algunos países europeos. De ahí la necesidad de elaborar leyes para que los documentos no puedan salir del país por ningún motivo, agregó.

Dijo que hacen falta disposiciones más exigentes y precisas para evitar saqueos. “Cuando un escritor o un bibliófilo muere, los familiares deciden vender sus documentos, por lo que muchos de ellos se quedan en manos del mejor postor, que por lo general es Estados Unidos”, resaltó López Ruelas, y aclaró que en la Constitución mexicana se especifica la protección del patrimonio, que incluye documentos, esculturas, pinturas, entre otros; pero “queremos tener disposiciones específicas que protejan la parte documental”.

El coordinador de Bibliotecas de la UdeG detalló que el programa Memoria del Mundo promueve la preservación y el acceso a la herencia documental de la humanidad. Busca facilitar también su acceso universal a través de copias y catálogos consultables en internet. Uno de los retos del nuevo presidente es continuar el impulso de crear conciencia en las instituciones, estados y personas para que todos hagan de dicho programa una actividad cotidiana en las instituciones que conservan patrimonio documental. E influir para que investigadores y especialistas propongan materiales que deben estar en este programa y formen parte de la herencia documental.

Para conseguir tal fin se apoyará el trabajo de los miembros del comité, así como de las actividades y reuniones. En México tendrán lugar talleres sobre la concientización de la valoración patrimonial de los documentos, preservación, digitalización y saqueo de los documentos patrimoniales.

El maestro López Ruelas está convencido de la necesidad de crear conciencia en los jóvenes para preservar el patrimonio documental, y dar mayor difusión del programa. En cuanto a los niños, dijo que es indispensable que en los libros de texto se hable de la riqueza documental en las naciones y de la obligación de cuidarla y valorarla.

Artículo anteriorPerla Hermosillo
Artículo siguienteAsalto en la ruta 641