Luchan por la tierra

    385

    Convertir las tierras por las que pelean, desde hace once años, en “un territorio escuela”, es uno de los objetivos de la denominada Red de Agricultura Tradicional y Orgánica y de Comercio Justo, que los días 13 y 14 de febrero, celebrarán su Cuarto Encuentro de Agricultura Urbana y Ecotecnias, en Amacueca, Jalisco.
    Al cumplirse un año de la formación de la Red y de que retomaron las tierras en disputa ubicadas en el sitio conocido como Lomas del Batán, de dicho municipio jalisciense, los campesinos pretenden sembrar entre 30 y 40 hectáreas, de las 119 con que ahora cuentan, de manera natural, tanto en la producción de la tierra, en su forma de vida y hacer escuela para quienes se interesen.
    Para abundar al respecto, se entrevistó a Rigoberto Jiménez Gómez, integrante de la Unión Campesina Zapatista del Sur (UCaZS), con 11 años en la lucha, y quien ha sido encarcelado ya en alguna ocasión por defender el territorio. “Queremos que quien nos visite y quiera aprender por ejemplo qué es un baño seco, acuda a Lomas del Batán y conozca todo el proceso arquitectónico”. Comentó que la mística de los campesinos del lugar, quienes no están interesados en lo monetario, ni nada relacionado con el comercio, es justamente el compartir.
    “Aquí no estamos pensando en comprar una camioneta. No queremos entrar en el mercado del capital donde se compite. Aquí produzco para que coma mi familia y mis animales sanamente”.
    En Lomas del Batán no se utiliza ningún agroquímico para evitar daños a la tierra. “Uno de nuestros principios es el amor profundo a la tierra, por tanto, el cultivar con tiro, con caballo, nos parece que nos pone más en contacto con el campo, y por eso también es que estamos hablando de meternos a la agricultura alternativa”.
    Diana Lepe, una de las organizadoras del Cuarto Encuentro de Agricultura Urbana y Ecotecnias, indicó que se pretende sembrar en el lugar maíz y hortalizas, ya que se producen solos el nopal y la pitaya. Además, se comprarán vacas, porque entre los planes también está producir queso, mantequilla, requesón, yogurt y panela, así como tortillas, tostadas de chaya y de nopal.
    “La tierra es de quien la trabaja”, es otra de las máximas que respetan los campesinos del campamento “Tierra y Libertad”, (como se conoce el lugar ubicado en Lomas del Batán), por ello, si bien ahora son alrededor de 30 las familias que tienen en promedio una hectárea para sembrar, se piensa que la comunidad crecerá a 50 y se entregará su pedazo de campo “a quien quiera trabajarlo”.
    En el encuentro, participarán organismos e instituciones como el DIF-Jalisco, la Red de Alternativas Sustentables Agropecuarias de Jalisco (RASA), y la Unidad de Apoyo a Comunidades Indígenas (UACI) de la Universidad de Guadalajara, entre otras. También acudirán representantes de la Zona Metropolitana de Guadalajara y de municipios como Tapalpa, Tuxpan, y Zacoalco de Torres.
    Para el evento han sido programados talleres teórico-prácticos que mostrarán cómo arar la tierra; cómo trabajar lácteos de manera natural; se hablará de la conservación de alimentos mínimamente procesados; del conocimiento de la tierra, y de la construcción alternativa, por ejemplo, cómo se hace un baño seco, y el uso del ferrocemento.
    El evento será gratuito y abierto al público en general. Habrá actividades para niños y jóvenes, y un espacio de tianguis e intercambio de productos.