Lejos la vacuna del virus del papiloma humano

436

Mientras que revistas para padres y diversos sitios de internet aseguran que pronto habrá una vacuna para contrarrestar los efectos del virus del papiloma humano, que suele degenerar en cáncer cérvico uterino, la doctora María de la Merced Ayala Castellanos afirma que el tan esperado antídoto “no vendrá en corto o mediano plazos”.
Una página de internet publica: “La compañía farmacéutica GlaxoSmithKline está desarrollando una vacuna que prevendrá y reducirá la infección por el virus del papiloma humano (VPH), evitando el posterior desarrollo del cáncer de cuello de útero”.
Otra: “Científicos ingleses prueban una vacuna que prevendría contra el VPH, el cual está identificado como el causante de lesiones precursoras de cáncer en el cuello del útero. Esta forma de cáncer mata anualmente a miles de mujeres en todo el mundo, y se espera que previniendo el contagio del virus puedan evitarse también esas muertes”.
Una revista extranjera con circulación nacional, escribe: “Con las más novedosas y efectivas técnicas de diagnóstico, y el inminente lanzamiento de una vacuna terapéutica made in México, hoy, más que nunca, puedes protegerte contra el temible virus del papiloma humano. ¡Entérate!”
Ayala Castellanos, responsable de la Unidad de colposcopía, del hospital civil de Guadalajara “Fray Antonio Alcalde”, aclaró que la comunidad científica ha dado por llamar vacuna a una terapia que modifica las características malignas del virus, pero que no pertenecen al ramo de vacunas oncogénicas, “para, precisamente, prevenir que las personas se infecten del virus”.
La infección causada por el VPH es la más frecuente de las enfermedades adquiridas por vía sexual. En México una mujer muere cada dos horas de cáncer cérvico uterino.
La profesora en el área de reproducción humana, del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS), explicó que aún no existe una vacuna oncogénica porque “hay 150 tipos de virus. Eso provoca que cada ejemplar tenga sus características particulares. Además, este tipo de virus no presenta respuesta inmunológica, por lo que no son capaces de crear anticuerpos en forma efectiva, como otras infecciones”.
“Todos los estudios van encaminados a un día aplicar en forma masiva la vacuna oncogénica, sobre todo a las niñas o mujeres antes de que inicien su vida sexual, para prevenir el cáncer cérvico uterino y erradicar por completo esta enfermedad. Hasta ahora hay muchas investigaciones, pero nada en concreto que determine la existencia de una vacuna a corto o mediano plazos”.
Señaló que hay terapias que los médicos suelen llamar vacunas terapéuticas contra el VPH, “pero estas son aplicadas una vez que la mujer ya tiene el virus”.
Existen tipos de virus aun desconocidos, de los cuales 40 producen lesiones en forma de verrugas en el área genital, con capacidad precancerosa.
Algunas maneras de detectar el VPH son mediante el papanicolau y con estudios del ADN virulento.
El hospital civil “Fran Antonio Alcalde” presta dicho servicio en su Unidad de ontología.