Foto: Fernanda Velázquez

Talento U

Diseñadores industriales ganan en Italia


Egresados del CUAAD fueron reconocidos con el platino en el concurso A’ Design Award, por la creación de un modelo de ciclopuerto que ya está en las calles de la ciudad

Por Iván Serrano Jáuregui
19 Agosto 2019

La movilidad en las ciudades requiere del diseño industrial para crear espacios que dignifiquen a los ciudadanos. Con respecto a Jalisco, lo que aquí están haciendo en dicho ramo tiene calidad de talla internacional.

Esto lo demostraron tres egresados de Diseño Industrial del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD), que ganaron el platino en el A’ Design Award (la competición de diseño más grande del mundo), por haber creado el ciclopuerto modelo CP-009.

Ellos son Rodrigo Vázquez Ortega, Diego Briseño Pérez y Christian Iván Aranda Barajas, quienes laboran para la empresa tapatía BKT Mobiliario Urbano. Por dicha pieza fueron reconocidos el pasado abril, en el Lago de Como, Italia, con el máximo galardón en la categoría mobiliario urbano.

El talento de este equipo de trabajo los llevó a crear un ciclopuerto que se caracteriza por estar compuesto de dos materiales: aluminio fundido reciclado con inserto de acero y una superficie de goma caucho EPDM, con el fin de evitar rayaduras en las dos bicicletas posibles de anclar. Su peso es de 13 kilogramos y mide 90 centímetros de altura por 30 de ancho. Este modelo ya está instalado en algunos lugares de Guadalajara, como oficinas, estacionamientos y en la vía pública.

¿Cuál fue el proceso de creación del ciclopuerto CP-009?
Rodrigo Vázquez (RV): Desde hace 15 años la empresa ha tenido como piedra medular el ciclismo urbano. Desde hace dos años el equipo de Diseño —que coordina Diego y en el que forma parte Christian— decidió relanzar un ciclopuerto que tenía 10 años en el mercado: el modelo CP-003. Se decidió rediseñarlo y tomó alrededor de 10 meses, pues hubo mucha dedicación en la investigación, desarrollo y la búsqueda de la factibilidad de fabricación.

Diego Briseño (DB): Es un estacionamiento de bicicletas hecho de materiales que soportan la luz solar, lluvia y otros efectos exteriores. Buscamos que los elementos tengan una estética atemporal, para que se vea bien ahora y dentro de 10 años. Otro aspecto es que el ciclopuerto se pierde en el entorno urbano, por sus materiales y colores; incluso, cuando no tiene bicicletas estacionadas no ocupa mucho espacio.

Christian Iván Aranda (CI): La antigua pieza estaba hecha de metal tubular, con la peculiaridad del hule que le da al marco de la bicicleta. Ahora el nuevo producto tiene un material de fundición aluminio. Se dibujó y buscaron formas que si bien son complejas, recaen en algo estético, sencillo y de gusto al ojo.

¿Cómo lograron llevar su obra a Italia y ganar entre tantos diseñadores de otras partes del mundo?
RV: El mayor reconocimiento es que fuimos seleccionados con platino. Son muy pocos, pues sólo dan 10 premios de eso y no por categoría, sino en general. Estuvimos entre diseñadores interioristas, de joyería, de textil y el único de mobiliario urbano fue éste. Eso fue para nosotros algo importante. El diseño de mobiliario urbano es un tanto anónimo. En esta empresa lo hacemos en equipo. Por eso quisimos compartirlo. Una de las estrategias fue entrar a este concurso para comunicar lo que estamos haciendo.

¿Cuál es el propósito que trasciende en la elaboración de este tipo de mobiliario para la ciudad?
RV: La visión de la empresa parte de una necesidad de trabajar en la ciudad e identificar nuevos estándares. Por muchos años se enfocó el recurso a obras que no ponen en el centro a los peatones. Por ello las personas no se sienten valoradas. El Diseño Industrial da la posibilidad de dotar de nuevos símbolos a espacios donde todos convivimos, sin importar de qué clase social seas. El espíritu de servir a los demás y trabajar por un bienestar común es sin duda lo que el alma mater nos dejó impreso.

DB: Este ciclopuerto es un aporte para la estructura ciudadana de la movilidad no motorizada.

CI: Siempre diseñamos primeramente para la gente. El enfoque es para con la ciudad. Queremos que la gente sepa que detrás de una pieza hay un gran trabajo.



El espíritu de servir a los demás y trabajar por un bienestar común es sin duda lo que el alma mater nos dejó impreso
Nota publicada en la edición 1025


Otros temas de interés

14 / Octubre / 2019

7 / Octubre / 2019

30 / Septiembre / 2019

23 / Septiembre / 2019

16 / Septiembre / 2019