Foto: Archivo

Revista

Sincronía con la calidad


La revista electrónica editada por el Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades, acaba de incorporarse al índice Redalyc, que certifica y reconoce la calidad del proceso editorial y los contenidos

Por Nancy Santana
4 Septiembre 2017

La revista Sincronía fue fundada en el año de 1996 siendo ésta la primera revista electrónica en América Latina. Su fundador, Stephen W. Gilbert, adscrito al Departamento de Geografía y Ordenación Territorial de la Universidad de Guadalajara, donó en 2014 la revista a los departamentos de Filosofía y de Letras. Quedaron al frente Javier Ponce Martínez, Raúl Rodríguez Monsiváis y Nicolás Medina García, quienes llevaron a la revista a una evolución importante permitiendo así la profesionalización del trabajo editorial de la misma y a convertirse en una de las principales revistas electrónicas de la Universidad de Guadalajara, gracias a su proyección internacional.

Actualmente Sincronía se configura como una revista electrónica semestral, arbitrada y de acceso abierto, que publica artículos originales de investigación científica sobre temas de Filosofía, Letras y Humanidades. Esta revista es editada por el Departamento de Filosofía y el Departamento de Letras, del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades; está dirigida a lectores académicos y al público en general, interesados en temas de análisis conceptuales y/o planteamientos de problemáticas en las Ciencias Sociales y Humanidades.

El futuro nos indica que con la llegada del Internet como un medio de difusión de artículos científicos se necesita mejorar la forma de evaluarlos y de garantizar calidad en lo que se difunde por este medio.

Sincronía, al formar parte del Padrón de Revistas Científicas de la Universidad de Guadalajara, requiere  —como todo proceso de investigación, cualitativa o cuantitativa— tener como valor implícito el de transmitir conocimiento científico; en otras palabras el producir “ciencia”. Por esto mismo, la difusión de los nuevos conocimientos debe abarcar el poder solventar un proceso editorial y buscar que la difusión sea en medios indizados.

La revista —después de cubrir más de doscientos requisitos— acaba de incorporarse al índice Redalyc, que certifica y reconoce la calidad del proceso editorial y los contenidos. “Sólo publicamos artículos que estén realizados bajo una investigación seria y consecuente, sin embargo, la nueva indización obtenida precisa de artículos con un mayor nivel de formalidad, que aseguran mayor calidad y control. También requiere de un consejo más externo, lo que evita la endogamia”, afirmó Javier Ponce.

Existen tres niveles de certificación: el primero requiere que la revista posea cierta estructura, que sea de fácil acceso y que la navegabilidad en la página sea intuitiva. El  segundo nivel —obtenido por Sincronía— hace un análisis más exhaustivo en el contenido, solicita que los artículos sean rigurosamente evaluados. El tercero y último nivel habla del impacto que obtenga la revista en una escala global.

“Este paso al segundo nivel representa el reconocimiento de un logro compartido que no fue fácil, entre aquellos que han creído y confiado en la revista así como aquellos que han trabajado en la gestión editorial de la misma. Ahora estamos aspirando al siguiente escalón”, aseguró Ponce.



Nota publicada en la edición 938


Otros temas de interés

21 / Agosto / 2017

3 / Abril / 2017

11 / Abril / 2016

7 / Marzo / 2016

7 / Marzo / 2016

21 / Septiembre / 2015

14 / Septiembre / 2015