Foto:

Costa

Alertan por marea roja


La veda sanitaria para venta de moluscos se ampliará por tiempo indefinido

Por Julio Ríos
3 Abril 2017

Debido a que los monitoreos en Puerto Vallarta detectaron marea roja, la zona contará con una veda sanitaria por tiempo indefinido, y quedará prohibida la extracción y venta de moluscos bivalvos, de cara al período vacacional.

La Universidad de Guadalajara (UdeG) participa en el Comité Interestatal Jalisco-Nayarit de Marea Roja, que se reunió el jueves 30 de marzo en Bahía de Banderas.

María del Carmen Cortés Lara, investigadora del Centro Universitario de la Costa (CUCosta), quien participó en la sesión, confirmó que hay marea roja relacionada con la presencia de microorganismos.

“Y el que más nos llama la atención es un dinoflagelado, se trata de un alga marina microscópica, que se conoce también como fitoplancton y que está presente de manera regular en la costa, pero en determinadas ocasiones florece en grandes cantidades, y si eso sucede se observan en el agua manchas de color rojizo óxido”, detalló Cortés Lara.

Previamente, el 25 de febrero de 2017, se había implementado un cierre precautorio, en la zona de extracción de moluscos denominada Hotel Sheraton. Luego, el 27 de marzo, se decidió decretar la veda sanitaria temporal, por tiempo indefinido.

“Queda prohibida la extracción, comercialización y consumo de moluscos de la zona, derivado de los resultados del análisis de producto de ostión silvestre, emitido por la Comisión de Control Analítico y Ampliación de Cobertura”, dijo Cortés Lara.

En la reunión del pasado jueves se determinó mantener esta veda y continuar con los monitoreos que se tienen de manera rutinaria para verificar la presencia del microorganismo y posibles toxinas.

Ante esta situación, se debe de tener cuidado con el consumo de moluscos en puestos callejeros, tales como callo de hacha, almejas, y principalmente ostión.

“Pero no hay que alarmarse ni generalizar. Para el consumo de los productos del mar, sólo hay una veda en una cierta zona ya mencionada, en otras zonas de la costa si se puede consumir”.



Nota publicada en la edición 920