Foto:

Cátedra

Cine para abrir mentes


Por Karina Alatorre
13 Marzo 2017

Con la proyección de su cortometraje 11th Hour, protagonizado por la actriz mexicana Salma Hayek y que trata sobre el atentado contra las Torres Gemelas ocurrido el 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos, dio inicio la participación del director irlandés Jim Sheridan en la Cátedra Julio Cortázar, en el marco del FICG 32.

“Al igual que a Salma, veo a los actores y actrices mexicanos y me pregunto: ¿qué es tan excluyente en el cine de Estados Unidos para que solamente haya actores blancos en la pantalla? Eso para mí es muy sorprendente, yo trato de hacer lo posible para oponerme a esta tendencia”, comentó el reconocido cineasta durante su conferencia titulada “Puentes que derriban muros”, a propósito de las políticas del nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

La charla fue llevada a manera de entrevista, guiada por el cónsul de México en Los Ángeles, Carlos García de Alba Zepeda, quien comenzó cuestionando a Sheridan sobre sus expectativas de la elección estadounidense y si él creía que Trump iba a resultar vencedor.

El cineasta comentó que el cine debe servir para abrir a la gente a nuevas experiencias, y en ese contexto dijo que él hizo un mapeo de las ciudades donde Donald Trump salió favorecido, y resultó que coincidía con aquellos lugares en donde el cine independiente no llega a las salas de cine y donde en más de cien años ha predominado principalmente la exhibición de grandes películas norteamericanas.

“Si uno hace una película independiente —supongo que pasa igual con el cine mexicano— te dicen que va a pasar en Chicago, Nueva York o en Los Ángeles, pero me pregunto por qué no en Dallas, por qué no en Ohio, y su respuesta es un simple: ‘Ahí no’”.

Sobre por qué aborda el tema de los inmigrantes en las películas que dirige, dijo que para él es importante debido a que los inmigrantes, al tener que esconderse, se vuelven esclavos.

“Los ilegales son los más cumplidores de la ley, no pueden violarla, no pueden acudir a los servicios públicos, no drenan el presupuesto público y además reciben salarios muy bajos. Desde un sentido común no entiendo el discurso de Trump, creo que no se ha puesto a pensar en sus propias políticas económicas”.

Sobre sus nuevos proyectos, Jim Sheridan dijo que tiene algunas películas, algunas historias en su cabeza, una de ellas sobre gente escapando de prisión y de la violencia.

“Las películas más exitosas son aquellas donde la gente es asesinada, donde hay mucha sangre”.

El cortometraje 11th Hour, de Sheridan, fue proyectado el pasado viernes durante la ceremonia de inauguración del FICG 32, por el que contó con el apoyo de la Universidad de Guadalajara para su realización.



Nota publicada en la edición 917


Otros temas de interés

20 / Febrero / 2017

6 / Febrero / 2017

23 / Enero / 2016

21 / Noviembre / 2016

21 / Noviembre / 2016

14 / Noviembre / 2016

31 / Octubre / 2016