Foto: Archivo

Costa Sur

Ordenar el territorio, ordenar el gobierno


Partiendo de este precepto, el CUSur elaboró un plan de ordenamiento ecológico para la región, en colaboración con otras instituciones, para el manejo de los recursos naturales

Por Karina Alatorre
14 Marzo 2016

Las prácticas de agricultura que involucran el uso de fertilizantes, pesticidas y herbicidas químicos, son una de las principales problemáticas en los municipios del suroeste del estado de Jalisco, que forman la Junta Intermunicipal del Río Ayuquila (JIRA), para la cual académicos del Centro Universitario de la Costa Sur (CUCSur), elaboraron un Programa de Ordenamiento Ecológico.

El proyecto entregado a las autoridades el pasado mes de diciembre, plantea una propuesta para el uso recomendable del suelo, el manejo de los recursos naturales, así como los lineamientos y estrategias para la gestión ambiental de los municipios de Autlán de Navarro, Ejutla, El Grullo, El Limón, San Gabriel, Tonaya, Tuxcacuesco, Tolimán, Unión de Tula y Zapotitlán de Vadillo.

Enrique Jardel Peláez, director de la División de Desarrollo Regional del CUCSur, quien encabezó la elaboración del programa, explicó que se le han estado haciendo algunos ajustes para que a la brevedad se pongan en marcha las primeras acciones.

Una de ellas sería informar y concientizar a los agricultores sobre el daño que provocan los agroquímicos, señaló el investigador, principalmente a las personas expuestas a dichas sustancias y al medio ambiente, por lo que sería necesario buscar alternativas menos dañinos.

“Es un problema crítico, casi el 60 por ciento del fertilizante nitrogenado que se aplica, va a dar a la atmósfera porque se volatiliza y contribuye al aumento de gases con efecto invernadero, y otra parte se va a los cuerpos de agua, contaminándolos”.

Jardel Peláez dijo que el interés y participación de los municipios es importante, ya que un punto primordial es integrar sus acciones y la de los otros órdenes de gobierno —federal y estatal—, para crear un marco común en el que se desarrollen acciones que en lugar de competir entre sí, colaboren y tengan resultados concretos.

“Hay una frase que nos ha dicho un campesino y que hemos tomado casi como lema, que ‘para ordenar el territorio, primero hay que ordenar al gobierno’, entonces todo esto tiene que ver con lograr acuerdos entre los actores sociales de la región y las instancias de gobierno”. 

Para la ejecución del programa, agregó Enrique Jardel, es una cuestión crucial que los programas que apoyan de la Secretaría de Agricultura y la Comisión Nacional Forestal y el gobierno del estado, se apliquen de una manera más coordinada.

“Tenemos ejemplos de cosas que se pueden hacer, los apoyos han estado dirigidos para ampliar el área de pastizales, pero eso se traduce en deforestación, en cambio si esos programas se reorientan se pueden implementar sistemas silvopastoriles, en los cuales al pastizal se le incluyen árboles y arbustos que pueden producir, además de forraje, madera”.

En el tema del aprovechamiento sostenible de recursos naturales se tratará el uso del agua, ya que en el Programa se estableció que existen tendencias a la sobreexplotación de acuíferos, problemas de desperdicio de agua en los centros de población y en las prácticas de riego agrícola, así como en la desviación y represamiento de cauces, lo cual representa un factor crítico de alteración del flujo hidrológico, del caudal ecológico y de los ecosistemas acuáticos.

Enrique Jardel informó que el Programa de Ordenamiento Ecológico fue elaborado con recursos del gobierno federal, gracias a un concurso en el que participó el centro universitario, además de los recursos propios de la UdeG.

“El aporte de recursos de la Universidad de Guadalajara no es sólo con el salario del personal que participamos en el estudio, sino también de la inversión de prácticamente 30 años de investigación aquí en la región”.

Además de los municipios, la JIRA está integrada por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial del Gobierno del Estado de Jalisco (SEMADET) y la Universidad de Guadalajara a través del Departamento de Ecología y Recursos Naturales-IMECBIO, del CUCSur.



Hay una frase que nos ha dicho un campesino y que hemos tomado casi como lema, que: para ordenar el territorio, primero hay que ordenar al gobierno
Nota publicada en la edición 872